Más noticias

Llega cuerpo de hondureño asesinado en México

El joven fue asesinado junto con otro hondureño tras ser atacados supuestamente para robarles en Tijuana.

 Sus familiares retiraron el féretro y lo llevaron al barrio Sunseri, adonde residía la víctima.
Sus familiares retiraron el féretro y lo llevaron al barrio Sunseri, adonde residía la víctima.

San Pedro Sula, Honduras

“Esto que estamos pasando no se lo deseo a nadie”, expresó entre lágrimas Fany Ruiz, madre del joven Jorge Alexander Ruiz Dubón (de 16 años), quien fue asesinado en México luego de haberse ido en la caravana de migrantes que salió de Honduras.

Ayer el cuerpo de Ruiz Dubón fue traído a San Pedro Sula por sus familiares con ayuda de un abogado de México.

Jorge Alexander Ruiz Dubón salió de San Pedro Sula en la caravana el 13 de octubre de 2018 en la que también viajaba Jasson Ricardo Polanco (de 17), quien residía en Cofradía, Cortés.

El 15 de diciembre, en Tijuana, Jorge Alexander y Jasson Ricardo Polanco fueron asesinados y en el mismo hecho otro joven hondureño resultó herido.

Los restos de Jasson Ricardo Polanco fueron repatriados el 29 de enero y sepultados en Cofradía.

rr caravana 90219 2(800x600)
Ruiz Dubón estudiaba en el instituto JTR de San Pedro Sula, del cual se retiró para irse en la caravana.

Ayer después de más de dos meses de espera, los familiares de Jorge Alexander Ruiz Dubón lograron traer sus restos a San Pedro Sula.

El féretro llegó a la terminal de carga del aeropuerto Ramón Villeda Morales a las 12:00 m, y luego de hacer trámites los familiares pudieron llevarlo a su casa en el barrio Sunseri, de San Pedro Sula.

Fany Ruiz dijo a periodistas que por medio de un abogado habían lograron la repatriación, pues no recibieron ayuda de las autoridades.

Contó que Jorge Alexander se fue en la caravana sin decirles y estando en México le avisaron adonde trabaja ella que estaba muerto.

La madre añadió que Jorge Alexander estaba estudiando en el instituto José Trinidad Reyes, de donde se salió para viajar. “Yo estaba trabajando en Tapachula tirando asfalto, como toda madre no quería que le pasara nada malo y siempre lo ayudé”, agregó la madre.

Los familiares dijeron que a los muchachos las personas que los mataron al parecer creyeron que andaban dinero y al no encontrarles les quitaron la vida.

Según informes, los muchachos tenían heridas de arma blanca y aún en México no hay capturados por ese hecho.