04/12/2022
12:01 AM

Más noticias

No todo es felicidad, Sylvester Stallone y Jennifer Flavin aún tienen sus diferencias

La pareja ha decidido permanecer junta tras 25 años de matrimonio

Madrid, España.

Sylvester Stallone y Jennifer Flavin llevaban 25 años de casados cuando la modelo solicitó el divorcio a mediados de este año, pero a pesar de que se vislumbraba una reconciliaron hace unos días, una fuente cercana a la pareja ha afirmado que a pesar que están nuevamente juntos, “no todo es felicidad” entre ellos.

“Ahora tienen un mejor canal de comunicación, pero no todo es felicidad. Tienen sus diferencias, pero en un matrimonio de larga duración como el suyo, acabar con él y dividir sus bienes sería difícil”, aseguró el informante a la revista People.

La estrella de ‘Rocky’ tiene sus hijas Sophia, de 26 años, Sistine, de 24, y Scarlett, de 20 años, con Jennifer, así como sus hijos Seargeoh, de 43 años, y el fallecido Sage -que murió a la edad de 36 años de una enfermedad cardíaca en 2012- con su ex esposa Sasha Czack, por lo que la fuente explicó que la dedicación de la pareja a su familia jugó un “gran papel” en su decisión de permanecer junta.

LEA: Sylvester Stallone y su esposa Jennifer Flavin se reconcilian y cancelan divorcio

“Ambos buscan el bienestar de su familia. Eso tuvo mucho que ver con la decisión de permanecer juntos. La gente en el ojo público comparte un vínculo aún más especial en muchos sentidos. Muchas veces son ellos contra el mundo. Es una vida que pocos pueden apreciar”, añadió la fuente.

Hace unos días se dijo que la pareja había resuelto sus “diferencias” y que ahora es “extremadamente feliz”.

A través de un comunicado, un representante de Sylvester dijo: “Decidieron reunirse en casa, donde hablaron y pudieron solucionar sus diferencias. Ambos son extremadamente felices”.

Días antes del anuncio, un expediente judicial presentado en un juzgado de Palm Beach (Florida) revelaba que la pareja había acordado que “lo mejor para cada uno de ellos individualmente, y lo que es más importante colectivamente como familia, es resolver todos los asuntos relacionados con la disolución de su matrimonio de una manera digna, amistosa y privada fuera de los tribunales”.