14/07/2024
11:26 AM

Juan Carlos Sikaffy: 'Libramos una lucha decidida a favor del empleo”

El presidente del Cohep señaló que se debe reducir la carga tributaria para atraer inversión y generar trabajo

    San Pedro Sula, Honduras

    Juan Carlos Sikaffy, presidente del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), habló con LA PRENSA sobre el desarrollo de la empresa privada durante 2018, las áreas donde han trabajado para generar mayores oportunidades de empleo. También mencionó algunos factores para mejorar la competitividad del país y las metas del Cohep para 2019.

    ¿Cómo analiza el desarrollo de la empresa privada durante este 2018?

    La empresa privada ha librado una lucha decidida en favor del empleo, para ello negociamos la reducción del impuesto del 1.5%, trabajamos fuertemente en el Marco de Acción Conjunta para la implementación de la Estrategia Nacional de Empleo Decente, apoyamos la aprobación de una ley para fomentar el emprendimiento y las mipymes y también trabajamos con el Gobierno en los procesos de simplificación administrativa. Todos necesarios y cruciales para alcanzar mejores niveles de competitividad, clima de negocios, favorecer las inversiones, la creación de empleos y el crecimiento inclusivo

    ¿Ha sido efectiva la simplificación de trámites gubernamentales?

    Es un proceso en el cual aún se está trabajando. Esperamos que en 2019 se logren estos avances basados en las actividades que se han estado realizando en 2018. La efectividad de esto se verá el año que viene.

    ¿Qué fin tuvo la solicitud del Cohep para administrar Infop?

    Se han alcanzado algunos acuerdos sobre los objetivos de tal propuesta, básicamente y lo más importante, la repotenciación de Infop, como el brazo técnico para mejorar las competencias de la fuerza laboral, reducir los niveles de obsolescencia en la calidad de la formación, adecuar la pertinencia de la oferta formativa a las demandas del sector productivo y mejorar la eficiencia en la administración para liberar recursos necesarios para la modernización del Instituto.

    ¿La inestabilidad política pone en peligro el crecimiento de las empresas y la llegada de nuevas inversiones al país?

    La estabilidad político-social es condición sine-quanon para garantizar un mejor clima de negocios, atraer inversiones, crear empleos y mejorar los niveles de protección social, es un proceso que se retroalimenta mutuamente y que favorece el crecimiento económico social sostenible.

    ¿Qué acciones se deben tomar para mejorar en los indicadores internacionales de competitividad?

    Para mejorar en el nivel de competitividad del país, debemos atacar aquellos que se consideran los principales problemas para hacer negocios, 1) La carga tributaria, que afecta con mucho la inversión y la creación de empleos, 2) La seguridad jurídica y ciudadana, condiciones básicas para generar confianza, 3) Combatir la corrupción y la impunidad, condiciones básicas para mejorar la calidad en el uso del gasto y favorecer a los más pobres y reducir las cargas sobre las empresas, 4) Simplificar los trámites, especialmente las complejidades de nuestro sistema tributario, que dificulta pagar impuestos y la devolución de los créditos a las empresas.

    ¿Qué perspectivas tiene la empresa privada para el próximo año?

    Para la empresa privada, debe trabajarse más intensamente en el diálogo entre los diferentes sectores de la sociedad, los temas de país van más allá de los temas electorales, de reelección u otros, hay problemas en salud, educación, seguridad, economía, corrupción, migración, empleo, fiscales, tributarios, cambio climático, riesgos ambientales y otros, que hacen necesario un compromiso de la sociedad para enfrentar esos desafíos que nos impone el momento histórico que vivimos.

    Como sector privado, apostamos a seguir trabajando con los demás actores sociales, Gobierno, Sociedad Civil, trabajadores y la cooperación internacional en esos temas, nuestra prioridad es el empleo y por eso nuestra estrategia de empresa sostenible está enfocada en esos puntos, no podemos descuidar o postergar un compromiso nacional de toda la sociedad en pro de esos objetivos para alcanzar ese tan deseado crecimiento económico sostenido, que sea percibido por toda la sociedad, como condición básica para mejorar la calidad de vida del hondureño.