23/06/2024
01:49 PM

DEI busca romper el secreto bancario

Con nuevos instrumentos legales y acciones dirigidas a los sectores identificados como los más evasores o los que más incumplen con el sistema tributario, la Dirección Ejecutiva de Ingresos, DEI, espera el próximo año elevar los niveles de recaudación que probablemente superen los 35 mil millones de lempiras.

Con nuevos instrumentos legales y acciones dirigidas a los sectores identificados como los más evasores o los que más incumplen con el sistema tributario, la Dirección Ejecutiva de Ingresos, DEI, espera el próximo año elevar los niveles de recaudación que probablemente superen los 35 mil millones de lempiras.

Entre la nueva legislación se encuentra listo el anteproyecto de ley antifraude, norma que pretende romper el secreto bancario para que la DEI pueda supervisar los impuestos declarados por los contribuyentes versus sus depósitos. A la par, se intentará con esta disposición que la DEI pueda de inmediato embargar bienes de quienes no quieran honrar sus obligaciones.

Más control

'Éste es un factor exógeno, es la ley antievasión, con mayores potestades para la administración tributaria y tener más control sobre los contribuyentes porque actualmente la administración tiene desventajas legales; el poder de la DEI es débil, entonces en el paquete de la ley antievasión estarán las bases de una administración tributaria fuerte porque hay muchas lagunas legales que nos impiden trabajar bien', dijo Armando Sarmiento, director de la DEI.

Las expectativas son bastantes optimistas y muy realistas para el próximo año, basadas en el esfuerzo que se realiza este año, cuando se espera superar la meta de recaudar 33 mil millones de lempiras.

Mapa del fraude

Entre las medidas para aumentar la recaudación, aparte de las mencionadas, la DEI establece un mapa del fraude, donde están los mayores porcentajes de incumplimiento detectado a través de la facturación, que puede dar pie a que los contribuyentes no reporten lo que deban.

Con ese mapa se hará una fiscalización masiva en esas zonas.

Sectores como Choloma y Villanueva reportan un 70 por ciento de incumplimiento, dijo Sarmiento, pero con el mapa del fraude se tendrá una mejor herramienta de fiscalización.

Inteligencia fiscal

Pero las metas para el próximo año, según Sarmiento, a parte del crecimiento vegetativo de la economía, hay elementos endógenos como los mencionados, a los que se suman la transparencia, los controles y la vigilancia continua en los procesos de auditoría.

Para aplicar esos procesos, la DEI creará el departamento de inteligencia fiscal, la DEI regional de La Ceiba y la unidad de la administración de grandes y medianos contribuyentes.

El funcionario explicó que la DEI tiene 143,700 pequeños contribuyentes, más 1,400 medianos y 474 grandes contribuyentes, pero estos casi dos mil contribuyentes, entre medianos y grandes, generan el 93 por ciento de todos los ingresos de la DEI.

Por ello se creará la unidad de administración de grandes contribuyentes.

'Por ahora, el gran contribuyente tiene la misma prioridad que el pequeño; si alguien paga 40 millones, hará la misma fila que quien paga dos mil lempiras al año, entonces no podemos seguir con ese esquema, es necesario fortalecer la capacidad de atención de los dos mil contribuyentes, que son el 93 por ciento del total de la recaudación de la DEI', dijo.

Como la intención es agilizar los procesos y acelerar las auditorías, el próximo año se creará un departamento de cobranzas, otro de fiscalización y se segmentarán los auditores; por ejemplo, habrá uno en expertos en energía, otros en telefonía, etcétera, 'eso para ponernos al nivel de las 60 mejores administraciones tributarias del mundo.

La inteligencia fiscal elabora el mapa de fraude y las estrategias; actualmente fiscalizamos todo, pero no podemos seguir así. Si hacemos 10 mil auditorías, será en los lugares donde hay mayor incumplimiento'.

Exoneraciones

La DEI trabaja en dos temas: uno, el sacrificio fiscal, que es exponer ante el Congreso Nacional cómo se diluyen más de cinco mil millones de lempiras al año en exoneraciones fiscales, es decir, todo lo exento, para que el Legislativo analice si vale la pena tener sectores exentos o que todos paguen.

El segundo tema es la progresividad de impuestos, porque en Honduras pagan más impuestos los que menos tienen, es decir, el 72 por ciento de la recaudación es impuesto indirecto que pagan hasta los mendigos al comprar un refresco.

En Impuestos Sobre la Renta hay un techo de hasta 25 mil lempiras, cuando en otras sociedades se paga hasta el 45 por ciento, dijo.

Todos deben pagar sus impuestos

Tegucigalpa. Según Desio Pialarissi, auditor fiscal de la Administración Tributaria Brasileña, en las sociedades de más desarrollo todas las personas, sin excepción, a partir de determinado salario pagan impuestos directos.

'Los sistemas tributarios justos obligan a que todas las personas de las sociedades paguen sus impuestos, porque sólo así tienen el derecho de exigir que el poder público lo aplique correctamente, cualquier exenCión es injusta y odiosa por la mayoría de población', dijo.

Dejó claro que las exenciones o renuncias fiscales ocurren en latinoamérica, permitiendo que algunos segmentos de las sociedades jurídicas o empresas puedan crecer o atraer desarrollo, pero eso debe ocurrir en determinado tiempo porque por mucho plazo provoca distorSiones tributarias y generan perjuicios en la administración pública.

'Técnicamente todos los países deben traer inversiones extranjeras por un determinado plazo, para producir desarrollo, pero las exenciones son por determinado plazo, porque es evidente el perjuicio a los estados, entonces cada vez más los países trabajan para evitar las renuncias fiscales'.

Cifras

145,574 contribuyentes

Tiene la DEI, entre pequeños, medianos y grandes, pero de éstos, 1,874 son los que pagan.

31,000 millones

De lempiras recaudó la DEI en el período anterior y para este año la meta es 33 mil millones.