Casillas se pronuncia tras sufrir un infarto: "Un susto grande pero con las fuerzas intactas"

El portero del Porto sufrió un infarto en un entrenamiento del equipo luso.

Iker Casillas mandó un mensaje de tranquilidad desde el hospital donde se encuentra. Foto Twitter
Iker Casillas mandó un mensaje de tranquilidad desde el hospital donde se encuentra. Foto Twitter

Lisboa, Portugal.

El guardameta español del Porto, Iker Casillas, que este miércoles sufrió un infarto agudo de miocardio mientras se entrenaba, publicó un mensaje en Twitter en el que asegura que sigue "con las fuerzas intactas" tras un "susto grande".

"Todo controlado por aquí, un susto grande pero con las fuerzas intactas. Muchísimas gracias a todos por los mensajes y el cariño", escribió el excapitán del Real Madrid y de la selección española en su cuenta de esa red social.

Casillas acompaña el texto con una foto en la que aparece sonriente, con muy buen aspecto, en la cama del hospital de Oporto en el que está ingresado tras sufrir un infarto durante el entrenamiento de esta mañana de su equipo.

FUE OPERADO DE URGENCIA

Iker Casillas fue ingresado este miércoles de urgencia en un hospital de Oporto tras sufrir un infarto de miocardio, aunque se encuentra fuera de peligro, se encuentra "bien y estable", según confirmó el conjunto portugués a través de un comunicado difundido en sus redes sociales.

El portero, a punto de cumplir 38 años, se sintió mal durante el entrenamiento del equipo y habría sufrido esta dolencia, por la cual ya se ha sometido a un cateterismo cardíaco.

"La sesión de trabajo fue rápidamente interrumpida para ser prestada asistencia al portero del FC Porto, que se encuentra actualmente en el Hospital CUF Porto. Casillas está bien, estable y con el problema del corazón resuelto", ha asegurado el club en el comunicado.

Tras hacerse pública la noticia, las redes sociales se han llenado de mensajes de ánimo y fuerza hacía Iker Casillas. La que todavía no se ha manifestado al respecto ha sido Sara Carbonero, a quien la noticia habría pillado en Tarifa, donde se encontraba trabajando para el que será su regreso a la televisión.

La Prensa