27/11/2022
05:19 AM

Más noticias

Testimonio de madre de Heidi Paz fue desgarrador

La abogada defensora de César Román no pudo contener las lágrimas y salió del juzgado visiblemente afectada.

Madrid, España

Una abogada de César Román, conocido como El Rey del cachopo, dijo tras escuchar el “desgarrador” testimonio de la madre de Heidi Paz, la hondureña cuyo torso apareció en una maleta el 13 de agosto tras un incendio en un edificio, que si tiene la mínima sospecha de la autoría de su cliente en el crimen de la que fuera su novia dejará la defensa.

“No defiendo asesinos. Mi objeción conciencia está por encima de mi labor profesional. Si tengo la mínima sospecha de que César es el autor de este terrible asesinato dejaré la defensa”, dijo Teresa Bueyes ante los periodistas que se concentraron a la salida de los juzgados de Plaza de Castilla. Bueyes, quien ejerce la codefensa en ayuda del letrado Javier Notivoli, escuchó el relato de la madre de la víctima, quien compareció como testigo ante la jueza en Madrid.

En la comparecencia estuvo su abogado después de que se hayan personado en la causa como acusación particular, según confirmado el abogado a Europa Press. Los hermanos de la hondureña acompañaron a la madre, quien estaba muy afectada por lo sucedido.

La abogada defensora no pudo contener las lágrimas y salió del juzgado visiblemente afectada. A su salida, insistió en que no ha leído el sumario, pero lo que ha visto es “una madre completamente desgarrada y muerta de dolor”.

De este modo manifestó que el honor de la víctima y su dignidad están “por encima de todo”, advirtiendo de que no va a permitir que se le desacredite. “Pido respeto a la sensibilidad de la familia”, ha dicho. “Desde hace 25 años, por mi moralidad absoluta contraria a la violencia de género y a los crímenes, por encima de mi profesión, está mi ética. Si veo cualquier indicio de su autoría, dejaré la defensa”, reiteró.

La madre estaba citada para ratificar la relación que mantenía su hija con su presunto asesino para determinar si el Rey del cachopo era su marido. Tomado de El Mundo