En 42 días asesinaron con saña a 30 mujeres en 12 departamentos de Honduras

Ayer un sicario en motocicleta asesinó a Carol Yaquelin Fuentes Espinoza en Agua Blanca Sur de El Progreso Seis de las muertes de mujeres han ocurrido en Francisco Morazán.

La mayoría de los casos están en la impunidad.
La mayoría de los casos están en la impunidad.

SAN PEDRO SULA.

Un sicario en motocicleta asesinó ayer a Carol Yaquelin Fuentes Espinoza (de 45 años) cuando se dirigía a trabajar en su carro en la aldea Agua Blanca Sur, de El Progreso, siendo una víctima más de la ola de violencia que ha cobrado la vida de 30 mujeres del primero de enero al 11 de febrero.

Carol Yaquelin Fuentes quedó muerta en el asiento de su vehículo tras recibir tres balazos.

La víctima se conducía en una camioneta roja Ford Scape, con placas PEB 5968 y dentro quedó su cartera, su celular que llevaba en las piernas y su desayuno.

Según estadísticas del Observatorio Nacional de la Violencia, de enero hasta el 10 de febrero habían sido asesinadas 29 mujeres, y con el crimen contra Carol Yakelin suman 30 las mujeres muertas de forma violenta y en algunos casos torturadas y violadas.

Las primeras semanas de febrero aumentaron las muertes de mujeres; pero el caso de Kayla Martínez, quien murió dentro de una celda de la Policía de La Esperanza, Intibucá, provocó repudio y protestas de la población.

Luego de ser detenida en La Esperanza la noche del 6 de febrero y en horas de madrugada del día siguiente fue llevada por los policías muerta al hospital de La Esperanza.

Sin valor

Migdonia Ayestas, directora de Observatorio de la Violencia, expresó que ante los asesinatos de tantas mujeres se manda un mensaje que la vida de un mujer no tiene valor y que un hombre se la puede quitar cuando quiera y más aún que el Estado no va a investigar y no establecerá acciones revertir esos casos.

“Lastimosamente nos hemos deshumanizado y vemos como un caso más todos los casos y se vuelve un problema porque la violencia como mecanismo social la gente intenta naturalizarla”, apuntó.

De los 30 asesinatos ocurridos en enero y febrero, la mayoría está en la impunidad, pues los hechores no han sido capturados.

Seis de esos casos han ocurrido en Francisco Morazán, dos en Intibucá, cuatro en Cortés, tres en Olancho, tres en Comayagua y dos en Islas de la Bahía.

Muertes
1- El 6 de febrero desapareció de la colonia San Miguel, de Tegucigalpa, Fany Yadira Pacheco y el 8 de febrero fue encontrada muerta.
2- El 28 de enero fueron asesinadas asesinadas las hermanas Bessy Lourdes (de 15) y Loany Tatiana Alvarado (de 14) en la colonia Los Pinos de de Tegucigalpa

Las autopsias han determinado en algunos de los feminicidios que las víctimas fueron asfixiadas y además les practicaron análisis para determinar si hubo violación. Otro de los casos que ha conmovido es la muerte de Alda Villanueva Flores (de 15 años), quien fue contactada por Facebook y engañada con el ofrecimiento de un trabajo y apareció muerta del 6 de febrero en la colonia Marbella, de Roatán.

El 8 de febrero fue asesinada en su casa del barrio Buenos Aires, de Siguatepeque, la joven Keylin Castañeda (de 19), a quien apuñalaron y supuestamente el hechor abusó sexualmente de ella.

En Jutiapa, Atlántida, Leonor Isabel Cárcamo Cálix (de 53) fue asesinada el 8 de febrero porque presuntamente se negó a ser violada y un sujeto la mató a golpes con una piedra.
Por ese caso fue capturado Yariel Mariel Meléndez García (de 23) como sospechoso del crimen y fue enviado a prisión en la primera audiencia del proceso.

Joselyn Sierra murió en un asalto el 20 de enero en Roatán y al día siguiente en la aldea El Briche, de Tocoa, asesinaron en el patio de su casa a Fautina Portillo Argueta (de 57).

Ese mismo día murió a manos de su sobrino Vicenta Gutiérrez Mazariegos (de 58) en El Rosario, Comayagua.

LC feminicidios 120221(800x600)
La Prensa