Más noticias

Con velocímetros, policías ponen orden en las calles

En los bulevares de San Pedro Sula es permitido conducir hasta 60 kilómetros por hora.

En la zona de La Guama, los policías de carreteras sancionan a un promedio de 25 conductores diarios que circulan a más de 100 kilómetros por hora. Foto: Melvin Cubas.
En la zona de La Guama, los policías de carreteras sancionan a un promedio de 25 conductores diarios que circulan a más de 100 kilómetros por hora. Foto: Melvin Cubas.

San Pedro Sula, Honduras.

Regresaba de un viaje de tres días de Tegucigalpa a San Pedro Sula cuando Fernando Aguilar (45 años) fue interceptado en La Barca por una patrulla de carretera por conducir a exceso de velocidad.

Aguilar dijo desconocer que el límite máximo para conducir en la zona era de 80 kilómetros por hora, pero los policías permiten hasta un máximo de 100 kilómetros.

Aguilar fue multado por ir a exceso de velocidad, la cual fue comprobada a través de un velocímetro que marcaba 117 kilómetros por hora.

“Nosotros permitimos hasta 100 kilómetros por hora, porque somos conscientes que hay conductores que no se dan cuenta que el vehículo va más rápido, pero cuando se sobrepasan los 100 kilómetros los multamos y les comprobamos a qué velocidad van”, declaró uno de los policías de carretera.

Aunque aún hay muchos ciudadanos que lo desconocen, desde hace varios meses la Dirección Nacional de Vialidad y Transporte cuenta con velocímetros, dispositivos con los que miden la velocidad de los vehículos.

Dicho instrumento funciona como un radar, que desde una distancia considerada el policía apunta a un vehículo en particular y este le muestra la velocidad.

La institución cuenta con dos tipos de velocímetros. Los más avanzados toman la foto del vehículo y muestran la velocidad. Los demás imprimen una pequeña hoja como en el caso de los alcoholímetros detallando la velocidad.

Solo en la zona de La Guama sancionan un promedio de 25 conductores diarios por esa falta. “La señalización es clara a lo largo de la carretera”, dijo el agente.

En Honduras hay zonas en donde se indica que se permite conducir a 40, 60 y 80 kilómetros por hora.

Darwin España, jefe de la Sección de Investigación de Accidentes de Tránsito (Siat) de la Dirección Noroccidental de Vialidad y Transporte, dijo que en los bulevares de San Pedro Sula es permitido conducir hasta 60 kilómetros por hora. Superar ese límite se traduce en una multa grave como lo indica la Ley de Tránsito en el artículo 98. Es decir una infracción de L600.00.

España dijo que solo en la Capital Industrial cuentan con 10 radares que son utilizados desde hace más de cuatro meses, sobre todo en los tres bulevares y calles principales. Por esta causa están multando a más de 150 conductores al mes. “El objetivo es reducir los accidentes de tránsito, los que se producen cuando hay exceso de velocidad”, aseveró.

España indicó que como la Dirección es noroccidental también vigila fuera de San Pedro Sula.

“Sus licencias son retenidas en el lugar pero son enviadas a esta oficina de San Pedro Sula y la multa debe ser pagada en 72 horas”, destacó.