Precios de 15 productos han subido por impacto de huracanes

Estiman que canasta básica se incrementó más de 1,000 lempiras en un año. Honduras ha tenido que importar banano de Costa Rica.

Toma parcial de las plantaciones de banano a inmediaciones del puente La Democracia. Durante los huracanes, esta zona y alrededores estuvieron anegadas. Foto: Yoseph Amaya
Toma parcial de las plantaciones de banano a inmediaciones del puente La Democracia. Durante los huracanes, esta zona y alrededores estuvieron anegadas. Foto: Yoseph Amaya

SAN PEDRO SULA.

Unos 15 productos comestibles de consumo masivo han sufrido alzas considerables de precios en los últimos meses como consecuencia directa de los desastres causados por Eta y Iota en noviembre de 2020.

La Secretaría de Agricultura y Ganadería (SAG) reportó pérdidas de hasta un 80% en el sector agrícola por los daños de ambas tormentas en la zona norte -valle de Sula- y alrededores.

Sobre ello, Jacqueline Foglia, secretaria ejecutiva del Consejo Nacional de Inversiones (CNI), explicó que las empresas del sector agroalimentario del valle de Sula han tenido que adquirir más deuda con la banca nacional para ser operativas.

“Adicionalmente, numerosos puentes y carreteras resultaron dañados en varias localidades, lo cual ha debilitado la logística del sector agrícola y agroindustrial en la zona, pero el gobierno central y los gobiernos locales han enfocado sus esfuerzos en rehabilitar la red vial afectada en los últimos meses para que los sectores productivos sean operantes”, agregó Foglia.

TOMENTAS HONDURAS(800x600)

Los desastres naturales recurrentes y sequías e inundaciones más frecuentes han debilitado la economía nacional, especialmente en el contexto de la agricultura y la pequeña y mediana industria, disminuyendo de forma considerable las oportunidades de empleo y, por tanto, reduciendo el ingreso potencial de la economía.

Además de la producción, los fenómenos naturales destruyeron activos que incluyen infraestructura, instalaciones y equipo para la producción agrícola, pecuaria y de pesca, animales, plantaciones y la capa fértil de suelo, lo que provocará efectos negativos de largo plazo, revela un informe de la SAG.

Estamos gestionando un fideicomiso para alivio de deudas del sector de palma aceitera hondureña.

Mauricio Guevara Pinto, titular de la SAG.

El daño sufrido en la capa fértil del suelo representa el 31% total de los daños ocasionados por las dos tormentas en el sector agrícola. Esto se traduce a su vez en pérdidas importantes en el volumen de producción agrícola.

“Los dos huracanes condicionaron la crítica situación en el incremento de los precios de la canasta básica, a tal grado que, aunado al contexto de la pandemia, redujeron notablemente el poder de compra de los hondureños, al punto que estimamos entre mil y 1,300 lempiras de incremento tanto producto del covid, como de los dos huracanes en el país”, dijo Adalíd Irías, presidente de la Asociación para la Defensa de la Canasta Básica de Honduras (Adecabah).

La variación mensual registrada en el índice de precios al consumidor (IPC) en marzo de 2021 fue 0.37%, superior a la observada doce meses atrás (0.30%), principalmente debido al incremento de precios en algunos alimentos, así como de combustibles para uso vehicular y doméstico, indicó el Banco Central de Honduras (BCH).

El poder de compra de la clase trabajadora ha sido severamente diezmado.

Adalid Irías Martínez, presidente de la Adecabah.

El rubro de alimentos y bebidas no alcohólicas resultó el de mayor contribución a la inflación mensual, con 0.11 puntos porcentuales, originada por el alza en el precio de algunos alimentos perecederos, tales como: limón, repollo, zanahoria, plátano, arroz, maíz, frijoles, pescado, pollo, mango y naranja; y de alimentos industrializados, entre ellos: galletas, cubitos de pollo, salsa de tomate, cereales en hojuelas y manteca, entre otros.

Según el BCH, lo anterior pudo ser compensado –en parte– por la disminución en el precio promedio ponderado de los tomates, lechuga, papa, pataste, huevos, chile dulce y cebolla.

“Los efectos poshuracanes los estamos viviendo en el país, porque el paso de las devastaciones nos causó pérdidas, sobre todo en la zona norte, de casi el 100% del cultivo del frijol y del maíz, y de una serie de productos, que de no haber sido por los huracanes no estaríamos viendo esta crisis de incremento de precios”, agregó Irías, quien realiza monitoreos constantes de precios en mercados y bodegas.

13,590
Hectáreas de plantación de banano afectadas por Eta y Iota, de las cuales se perdieron 5,310 hectáreas y otras 8,280 resultaron con daños.

La tendencia ha sido similar en algunas verduras, frutas y legumbres. Para el caso, el guineo verde que llegó a subir arriba de cuatro lempiras por unidad. También los daños sufridos en la industria de la palma se han reflejado en aumentos de precios en el aceite de cocina.

“La saturación de agua en los suelos ahogaron también otros cultivos y ocasionó pérdidas, como lechuga, tomate, remolacha y papa, y esto derivó en alzas de precios”, agregó Irías. La canasta básica alimenticia (CBA) en Honduras alcanza los 8,100 lempiras, según el reporte de la Secretaría de Trabajo y Seguridad Social (STSS) en el informe de costo promedio per cápita a enero pasado.

A inicio de semana, el director de Protección al Consumidor de la Secretaría de Desarrollo Económico (SDE), Mario Castejón, aseguró que los precios de los lácteos siguen hacia la baja. En tanto, los demás productos de la canasta básica reportan una estabilidad en su precio.

Sobre los granos básicos han mantenido su precio. “El frijol rojo se mantiene a 60 lempiras la medida, así se ha mantenido todo el año. Ahorita viene una nueva cosecha y se tendrá una estabilidad, porque aún hay una reserva estratégica de más de 80,000 quintales, por lo que incrementos en este producto sería pura especulación”.

84%
De las plantaciones de palma aceitera fueron afectadas por las tormentas, equivalente a 164,700 hectáreas de las 196,560 hectáreas aproximadas en Honduras.

En declaraciones recientes, el titular de la SAG, Mauricio Guevara, dijo que, por la destrucción del 82% de las hectáreas de banano, se ha tenido que importar la fruta de Costa Rica, lo cual ha significado mayor precio para el consumidor final. Sobre ello, el funcionario dijo que hay pláticas con las transnacionales y las empresas independientes que perdieron la mayor parte de las áreas sembradas para identificar estrategias de reactivación del rubro. “Tenemos que ver cómo fortalecer estos productores, porque afecta a todo el sector económico, no solo al consumidor final que compra el banano verde y que refleja un incrementado”.

Por iniciativa del Foro Nacional de Convergencia (Fonac), ayer se llevó a cabo una jornada de trabajo entre dirigentes del Consejo Coordinador de Organizaciones Campesinas de Honduras (Cococh), funcionarios de la SAG, y del Servicio Nacional de Emprendimiento y de Pequeños Negocios, con el fin de volver efectivos los programas y proyectos gubernamentales de apoyo a trabajadores del campo, empresas agrícolas y del sector social de la economía, y mipymes.

“Pretendemos acelerar la implementación de los programas y proyectos que impactan en los trabajadores del campo, volviendo más rápida la ejecución, plena transparencia y rendición de cuentas, y masiva cobertura; que la gente reciba el beneficio concreto en el menor tiempo posible”, dijo Omar Rivera, secretario ejecutivo del Fonac.

LC danoscultivos 050521(800x600)
La Prensa