El 15 de julio de 2022, las agencias Roscosmos y la Nasa firmaron un acuerdo sobre vuelos conjuntos a la Estación Espacial Internacional (EEI), con el fin de asegurar “la continuidad de las operaciones”, a pesar de la tensión por la invasión de Rusia a Ucrania.

La cosmonauta Anna Kikina se sumará a la misión Crew-5.

Su lugar en la tripulación de la nave espacial rusa Soyuz MS-22 lo ocupará el astronauta de la Nasa Francisco Rubio.

Anna Kikina es ingeniera y la única cosmonauta en activo. Se convertirá en la primera cosmonauta en integrar la tripulación de una nave espacial de SpaceX.

El vuelo tendrá lugar en agosto o septiembre de 2022.

Frank Rubio es un expiloto militar. Fue seleccionado como candidato a astronauta en 2017 y la próxima misión será la primera en su nueva carrera. Nació en Los Ángeles, California, su madre vive en El Salvador.

El acuerdo tiene como objetivo garantizar que en caso de una situación de emergencia, estén presentes a bordo de la Estación Espacial Internacional (EEI) al menos un cosmonauta y un astronauta para ocuparse de los segmentos ruso y estadounidense, respectivamente.

El 15 de julio de 1975, la cápsula soviética Soyuz-19 y el vehículo estadounidense Apollo-18 fueron lanzados con siete horas de diferencia.

Dos días después se realizó el acoplamiento de las dos naves.

A unos 200 kilómetros de la Tierra, cosmonautas y astronautas se dieron un histórico apretón de manos.

Esta fue la primera vez que las dos potencias espaciales colaboraron, dejando de lado su rivalidad.

En Honduras, la mayoría de los diputados no pueden dejar a un lado sus intereses y diferencias, personales y partidarias, para construir una verdadera institucionalidad, al contrario, enturbian más la Ley de la Junta Nominadora.