Desde hace 46 años que se fundó el Centro Universitario Regional del Norte (Curn), un 19 de noviembre del año 1976, con su primera directora, Amanda Moreno, hasta el 1 de febrero de 2007 que cambia de nombre a Universidad Nacional Autónoma de Honduras en el Valle de Sula y hasta la actualidad, con el director doctor Juan Jacobo Paredes Heller, ha dependido de Ciudad Universitaria.

En ese año 2007, toda la población de la nueva Unah-vs, siendo director el ilustre pedagogo, el máster Carlos Pineda, y toda la población: autoridades, docentes, estudiantes y personal en general, empezó a soñar que era el comienzo de la descentralización y lograr la autonomía en todos sus aspectos.

Pues por muy grandes avances que se lograron en los tres pilares fundamentales de la Universidad en la docencia, vinculación e investigación se continúa dependiendo de las autoridades centrales de la Unah.

Pues los trámites principales - académicos y administrativos - dependen de Ciudad Universitaria. Hasta para comprar una escoba o un bote de cloro se ha dependido de Tegucigalpa.

Por eso, importantes las declaraciones del actual director de la Unah-vs, Paredes Heller, cuando ha protestado por el poco apoyo para este primer centro universitario, pues en el presupuesto no han tomado en cuenta ni siquiera para las mejoras de los edificios que se encuentran en mal estado.

Además, al señalar que el presupuesto para la Unah-vs casi solo sirve para pagar sueldos y salarios y que, de esa cantidad general de la Unah, no destinan el monto correcto a este centro.

Actualmente, el presupuesto de la Unah es de 5,155,769 lempiras, pero no reparten equitativamente a sus ocho centros regionales de acuerdo al número de estudiantes, esperando que las nuevas autoridades respeten estos derechos en un país llamado Honduras.