18/07/2024
01:32 PM

El FBI registró una oficina de Biden en busca de documentos, según medios

  • 31 enero 2023 /

La oficina de la vicepresidencia de EEUU, que Biden ocupó hasta 2017, fue registrada en noviembre pasado por el FBI.

Washington, Estados Unidos.

Agentes del FBI registraron en noviembre la oficina del Centro Penn que usó Joe Biden tras abandonar la Vicepresidencia de EEUU (2009-2017), después de que los abogados del mandatario descubrieran documentos clasificados allí, desvelaron este martes medios estadounidenses.

Según la NBC, los abogados personales de la Casa Blanca y Biden no habían revelado previamente la búsqueda del FBI en este centro, “incluso cuando enfrentaron semanas de preguntas sobre el descubrimiento de documentos clasificados”.

Dos fuentes relacionadas con la investigación dijeron a la cadena que los abogados de Biden cooperaron plenamente con la búsqueda y que el Departamento de Justicia no emitió una orden de registro, como sí sucedió cuando el FBI registró en agosto la casa del expresidente Donald Trump.

El equipo de Biden también trabajó con el Departamento de Justicia en una búsqueda posterior del FBI en su casa de Wilmington, Delaware, para la cual tampoco emitió una orden judicial.

Preguntada al respecto en una entrevista con la CNN la directora de comunicaciones de la Casa Blanca, Kate Bedingfield, se limitó a defender la “transparencia” con la que ha actuado la Administración, colaborando con el Departamento de Justicia, y dijo que Biden se toma el tema “muy en serio”.

Vea: Trump demanda a Bob Woodward por publicar las cintas de sus entrevistas

Este mes se destapó que el equipo del mandatario había encontrado documentos sensibles y clasificados de la época en la que fue vicepresidente de Barack Obama (2009-2017) y en la que fue senador (1973-2009).

Los documentos se descubrieron en la vivienda de Biden en Wilmington (Delaware) y en su oficina privada en el laboratorio de ideas Penn Biden Center, en Washington.

Sin embargo, los documentos de Biden fueron encontrados por sus propios abogados y entregados a las autoridades, a diferencia de lo que ocurrió en la casa de Trump de Mar-a-Lago, donde fue necesaria la intervención del Departamento de Justicia para recuperar los papeles.