23/05/2024
12:49 AM

Reo condenado a muerte en Alabama pide que lo ejecuten para que se “haga justicia”

  • 12 abril 2024 /

“Siento en mi corazón que esta es la única opción que ayudaría a las familias de las víctimas”, expresó Derrick Dearman.

ALABAMA, ESTADOS UNIDOS

Derrick Dearman, un hombre de 35 años condenado a muerte en Alabama por matar a cinco personas, le ha pedido a las autoridades que lo ejecuten para que se “haga justicia” porque, según dice, “es lo correcto”, informó este viernes la CNN.

El condenado, que ha pasado seis años en la cárcel luchando para revertir su condena a muerte por asesinar a cinco personas, incluida una mujer embarazada, ha cambiado de opinión y ahora quiere ser ejecutado.

Sam Bankman-Fried, exestrella de critpomedas, apela condena a 25 años de prisión

“No quiero morir”, dijo Dearman a la cadena CNN en una entrevista telefónica este viernes desde una prisión en Atmore (Alabama). “Pero siento en mi corazón que esta es la única opción que ayudaría a las familias de las víctimas a lograr el cierre que necesitan para seguir adelante”.

“Hice las paces con mi decisión”, agregó Dearman, quien en agosto de 2016 irrumpió en una casa en la ciudad de Citronelle (Alabama, sur de EEUU) y atacó y mató a cinco de los ocupantes usando un hacha, una pistola y una escopeta, según consta en la sentencia.

El condenado huyó del lugar del crimen y se llevó consigo a su novia y al hijo pequeño de dos de las víctimas. Posteriormente, se entregó a las autoridades y se declaró culpable de los cargos.

Lo capturan tras usar Tinder para abusar de mujeres en Texas

Una vez condenado, intentó apelar la sentencia, pero solo por el bien de su familia, quien, según dijo, quería que luchara por su vida.

“Tenían derecho, como mi familia, a tratar de que se les presente la oportunidad de buscar alivio tras la sentencia que me impusieron, porque ningún padre quiere que su hijo muera”, dijo a CNN.

El pasado mes de febrero la Corte Suprema de Alabama denegó una moción para apelar su sentencia y confirmó su condena y ahora, casi seis años después de iniciar el proceso, Dearman dice que la lucha ha terminado y quiere ser ejecutado.

O.J. y el Ford Bronco blanco: la persecución policial más famosa del mundo

“Es hora de hacer lo que sé que es correcto y lo que sé que debo hacer”, dijo. “El derecho de mi familia quedó garantizado; ahora es el momento de que las víctimas y sus familias obtengan lo que les corresponde y lo que merecen, y eso es que se haga justicia”, precisó a la cadena.

Las autoridades no han confirmado si se atenderá la solicitud del condenado y, en caso afirmativo, cuando se llevará a cabo.