Una pandilla se compromete a frenar asesinatos en El Salvador, según Bukele

El mandatario salvadoreño ordenó extremas medidas de seguridad en las cárceles para evitar nuevos homicidios.

VER MÁS FOTOS
El Gobierno de El Salvador acusa a las pandillas de estar detrás de una ola de homicidios en plena pandemia de coronavirus./AFP.
El Gobierno de El Salvador acusa a las pandillas de estar detrás de una ola de homicidios en plena pandemia de coronavirus./AFP.

San Salvador.

La facción sureños de la pandilla Barrio 18 de El Salvador se comprometió a que "ya no matarán salvadoreños", según el presidente del país, Nayib Bukele, quien dio por válido un video difundido en las redes sociales.

"Ya salió la primera pandilla diciendo que ya no matarán salvadoreños, faltan dos", publicó en su cuenta de Twitter Bukele en un mensaje en el que compartió un video en el que supuestos miembros de la referida pandillas aseguran que no son responsables del alza de asesinatos que experimenta el país.

Bukele también advirtió que el pandillero que se resista a ser detenido "será abatido con fuerza proporcional y posiblemente letal por nuestra fuerza pública".



El Salvador vive desde el viernes pasado una alza de los asesinatos que se ha cobrado la vida de al menos 58 personas y que el Gobierno atribuye a las "maras".

Las dos pandillas, que a juicio de Bukele, falta que se comprometan con frenar la ola de violencia homicida son la facción Revolucionarios del Barrio 18 y la Mara Salvatrucha (MS13), la más numerosa.

"Dejen de matar inmediatamente o los que pagarán las consecuencias serán ustedes mismos y sus homeboys (compañeros). Están cerca de ustedes, de sus casas, de sus caletas, les quedan algunas horas...", subrayó el jefe de Estado.

SUREÑOS SE DESMARCAN

En el video al que hace referencia Bukele, y que circuló por las redes sociales, aparecen cinco sujetos encapuchados frente a un cártel con un grafiti característico de esta banda leyendo lo que parece ser un comunicado.

La grabación tiene más de 14,000 reproducciones solo en la cuenta de Bukele.

Los sujetos, de los cuales tres se mantienen haciendo señales con sus manos que indican la pertenencia a la pandilla, denuncian que a sus compañeros "les están violando sus derechos humanos" en los centros penales.

"Si quieren acabar con la violencia en el país, no es la forma correcta. Al contrario, van terminar convirtiendo en un caos a todo el país", indica el hombre que lee.

Por otra parte, añade que los miembros de su facción "hemos bajado el índice de homicidios con la finalidad que les devuelvan los derechos" a sus compañeros presos.

El audiovisual compartido por el mandatario tiene una duración de dos minutos con 20 segundos, mientras que una versión más larga que circula también por las redes dura cinco minutos y 41 segundos.

"Nuestras armas y equipo aguardan en sombra, porque no estamos en tiempos de armas ni de guerra, sino en tiempo de ayudar y apoyar al pueblo", apunta el hombre, pero advierte que de continuar "cualquier tipo de provocación" están listos para provocar un "caos en el país".

El director de Centros Penales, Osiris Luna, reprodujo en sus redes sociales los mensajes de Bukele, incluyendo el referido vídeo.

Las pandillas, un fenómeno considerado como herencia de la guerra civil (1980-1992) y que se fortaleció con la deportación de pandilleros de Estados Unidos, han resistido a diferentes planes de seguridad de encarcelamiento masivo, confrontación directa y diálogo de los últimos cuatro Gobiernos.

AUTORES DETENIDOS



El fiscal general, Raúl Melara, afirmó que en las últimas horas fueron detenidos dos líderes de pandillas que "coordinaban los homicidios de este fin de semana" y que fueron identificados como Óscar Meléndez y José Ruiz.

El ministro de Seguridad, Rogelio Rivas, afirmó horas antes que también fue detenido Selvin Castro Samayoa, "líder de pandilla y responsable de ordenar asesinatos".

Vea: “No verán ni un rayo de sol": Bukele ordena sellar celdas de pandilleros en El Salvador

Entre las medidas ordenadas por Bukele para frenar la escalada de muertes violentas se encuentran el endurecimiento del régimen de seguridad, por lo que este lunes se comenzó con el sellado de las celdas de 16,000 pandilleros en varias prisiones.

También autorizó a los elementos de la Policía y del Ejército a utilizar la "fuerza letal" en su defensa y en la de los ciudadanos, además prometió ayuda legal a quienes fuesen acusados por cometer algún delito por seguir esta instrucción. EFE








La Prensa