26/11/2023
07:36 PM

Rechazo a evaluaciones internacionales es por temor a ser cuestionados

  • 21 mayo 2023 /

En dos ocasiones, las actuales autoridades del país se han negado a ser parte de las evaluaciones que realiza la Ocde al sistema educativo.

Tegucigalpa

El rechazo por parte de las autoridades de la Secretaría de Educación a ser parte del Programa de Evaluación Internacional de Alumnos (Pisa) denota el poco interés que tienen para mejorar el sistema y el miedo a ser cuestionados por los resultados, opinan expertos.

El programa de evaluación, que es parte de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (Ocde), se ha convertido en la medición para evaluar la calidad, equidad y eficiencia de los sistemas educativos; sin embargo, Honduras denegó la solicitud para ser parte en el año 2025.

De acuerdo con Marlon Escoto, exministro de Educación, desde 2022 el grupo técnico de Pisa invitó a Honduras a participar en la evaluación, pero la respuesta del actual secretario del ramo, Daniel Esponda, fue que Honduras no tiene interés de participar.

Participar no es obligatorio para los países, pero la información que se obtiene es importante para crear políticas públicas y hacer las inversiones necesarias para combatir las deficiencias que establezcan los resultados, como lo han hecho otros países.

A criterio de Escoto, la negativa demuestra temor de las actuales autoridades educativas.

“Eso significa que no tienen ningún interés de someterse a pruebas internacionales porque tienen miedo de que los resultados no les favorezcan y que formalmente les puedan señalar a través de una instancia externa que no están haciendo muchos esfuerzos por la educación del país”, dijo.

Marlon Escoto aseguró que a través de la empresa privada este año hubo una iniciativa para que el país se incluyera en las pruebas Pisa, con el objetivo de tener información enfocada en la educación para el trabajo; pero las autoridades gubernamentales de nuevo no quisieron.

“Por dos años, el sistema de Pisa les ha pedido, prácticamente les ha rogado, que ingresen, los ha invitado y abiertamente les han rechazado”, aseguró.

Claves

El informe de 2017 estableció que una proporción muy baja de estudiantes se agruparon en los niveles más altos de desempeño; únicamente el 8% en el área de lectura y un poco más del 4% en matemáticas y ciencias.

En matemáticas, los de escuelas públicas obtuvieron 53 puntos menos que los de privadas, lo que equivale a dos años de escolaridad.

Honduras participó por primera y hasta ahora única vez en la evaluación en 2017, los resultados en ese entonces indicaron una gran deficiencia en el sistema.

Entre los hallazgos están que en el área de lectura, matemáticas y ciencias, los alumnos estaban por debajo del promedio de América Latina.

Carlos Sabillón, presidente de la Federación de Instituciones Educativas Privadas (Fenieph), manifestó que a través de los resultados de Pisa en 2017 se dieron cuenta de que los estudiantes tienen un retraso de dos años respecto a los de Costa Rica y de tres años comparados con los de Chile.

“Es bueno ser parte, porque de esa manera uno sabe cómo está en relación a otros países y puede preguntarse qué están haciendo otros países que salieron bien”. Sin embargo, Sabillón considera que en el caso de Honduras no se necesita ser parte de Pisa para saber que la educación anda mal.