29/05/2024
06:16 AM

Presidente inaugura 190 viviendas en Choloma

La residencial Villas San Juan es un proyecto que constará de 1,450 casas para obreros. Los constructores lamentan que los bancos exijan demasiado para aprobar un crédito.

San Pedro Sula, Honduras.

Para acelerar las inversiones y bajar los precios de las viviendas, el presidente Juan Orlando Hernández exhortó ayer a todas las Municipalidades a no cobrar los permisos de construcción a los desarrolladores de proyectos de vivienda social.

El Presidente incitó a los alcaldes a apoyar los programas de vivienda en el momento que inauguraba Villas San Juan, una zona residencial ubicada en Choloma y construida para que la habiten, principalmente, empleados de la industria textil y maquiladora.

“No le cobren el permiso de construcción a los proyectos, porque lo termina pagando el trabajador. Hay que bajarle a la cuota”, manifestó el mandatario.

Minutos antes explicó que “proyectos como estos son una gran inversión para el municipio. Generan empleo, generan riqueza y, una vez que están construidas las casas, “los propietarios pagan impuestos de bienes inmuebles” a las Municipalidades.

Para evitar problemas legales, Hernández les aconseja a los alcaldes cobrar un lempira y no dos millones; por ejemplo, por los permisos.

Este programa le permite comprar casas a familias de ingreso de 1/2 salario hasta cuatro salarios mínimos.
Villas San Juan es una urbanización que constará de 1,450 casas, áreas verdes, zonas recreativas, tiendas, supermercados, farmacias y otros componentes que la convertirán en una comunidad.

Por ahora, en esta zona, situada en el kilómetro 5 de la carretera a La Jutosa, se encuentran 190 casas concluidas; algunas ya están en manos de los propietarios.

Cifras importantes
1. Privado
Este proyecto es desarrollado dentro del Programa Honduras 20/20 con una inversión de L545 millones.
2. Precios
Cada vivienda tiene un precio máximo de L450,000 si es de tres habitaciones. Hay otras de dos habitaciones de L380,000.
3. Bono
Los trabajadores de la maquila pueden obtener un bono de L90,000 y otras personas de L60,000 para comprar una de estas viviendas.
En junio de 2016, representantes de la Asociación Hondureña de Maquiladores (AHM), liderada por Jesús y Mario Canahuati, miembros del Programa Honduras 20/20, el Gobierno y la Comisión Nacional de Vivienda y Asentamientos Humanos ( Convivienda) anunciaron la construcción de Villas San Juan.

En menos de un año, Villas San Juan es una realidad. Esta nueva comunidad está conectada, desde la autopista a Puerto Cortés, por una carretera pavimentada con concreto hidráulico.

El alcalde de Choloma, Leopoldo Crivelli, arguyó que una de las claves para acelerar este proyecto consistió “en facilitar los trámites a los constructores”.

“Nosotros cobramos un lempira por el permiso de construcción. Yo hice esa solicitud en una sesión de la Corporación Municipal porque teníamos un compromiso con el Presidente. Este es el aporte que hace el municipio a este proyecto”, manifestó el alcalde.

Más de 75 requisitos
Los constructores le solicitan a los bancos flexibilidad al momento de otorgar los créditos a los interesados en comprar viviendas. De acuerdo con ellos, les exigen 75 requisitos para conceder un préstamo. Asimismo, afirman que el Comité Permanente de Contingencias demora más de dos meses para emitirles una constancia sobre el predio.
En la inauguración, el mandatario y representantes del Programa Honduras 20/20 le entregaron las llaves a los primeros trabajadores que, después de muchos años de pagar alquiler, vivirán en una casa propia.

Mario Canahuati, presidente de la AHM, destacó que Villas San Juan ha sido desarrollado dentro un “programa de vivienda que surgió de un diálogo nacional” y “se llegó a un consenso de que los trabajadores de la maquila tenían derecho a disfrutar de una vivienda digna y adecuada”.

Evangelina Argueta, representante de los trabajadores de la maquila en la comisión bipartita de desarrollo de vivienda social, le agradeció, en nombre de los beneficiados, a la familia Canahuati, al Gobierno y al alcalde porque promueven el diálogo e impulsan el desarrollo “de excelentes proyectos de vivienda”.

Dificultades

Empresarios de la construcción y desarrolladores de vivienda solidaria expresaron su satisfacción tras conocer Villas San Juan, sin embargo, resienten que “haya trabas para obtener financiamientos y realizar los trámites”.

“Hay muchos proyectos de vivienda social en cartera, pero seguimos teniendo problemas con la tramitología. Nos alegra este proyecto, que no tuvo problemas de licencias y trámites. Ojalá esto se repitiera en otras partes del país”, dijo Osmín Bautista, vocal de la Cámara Hondureña de la Industria de la Construcción (Chico).

A criterio de Leonardo Villegas, vicepresidente de la Asociación de Urbanizadores y Promotores de Vivienda de Honduras (Asuprovih), los proyectos de vivienda solidaria “no están teniendo el apoyo esperado”.

“No hemos tenido ayuda municipal ni gubernamental en San Pedro Sula. El Presidente aún no ha logrado tocar la sensibilidad de los bancos. Son contados los bancos que quieren acceder a los créditos para financiar los proyectos”, ejemplificó Villegas.