San Pedro Sula, Honduras.

Para el 11 y 12 de diciembre se tiene planificado el desarrollo de la Teletón 2015.

Uno de los proyectos de la fundación para el próximo año es la apertura del quinto centro a nivel nacional en La Esperanza, Intibucá.

En San Pedro Sula, la Teletón está por alcanzar la meta de atenciones para este año.

Gina Puerto, directora regional del centro, habla con LA PRENSA sobre la 27 edición de la gran obra de amor.

¿Cuál es el lema de Teletón para este año?

El lema lo pone la Organización Internacional de Teletones, y para este año es “Rompiendo límites”. Ese es el nombre de la campaña a fin de hacer precisamente eso y para que todas las personas con discapacidad puedan tener una inclusión total en la sociedad.

¿Cuál es la meta de recaudación para este año?

Conscientes de la situación económica del país se decidió mantener la meta en L50 millones. Esperamos que las personas nos apoyen, pero no dejamos de reconocer que la situación económica es difícil para todos.

¿Ha incrementado la demanda de atenciones en San Pedro Sula en relación con 2014?

Siempre va en aumento. Ha habido algunos cambios en cuanto a las patologías que se atienden. Por ejemplo, en las infantiles vamos a atender a niños con discapacidad exclusivamente. Nos vamos a centrar en ellos para darles una atención más integral.

¿Cuántas atenciones en general ha habido durante este año en el centro?

Ya sobrepasamos las 90 mil de las 120 mil que se tienen programadas. Entonces, estamos logrando la meta.

¿Cuáles son los principales problemas de los pacientes de Teletón?

En niños es la parálisis cerebral; en adultos, los derrames o eventos vasculares; en medicina física, las secuelas de fractura, que son discapacidades temporales, además de las parálisis faciales.

¿Qué requerimientos presenta la institución en San Pedro Sula?

Tenemos que ampliar el espacio físico. Teníamos el proyecto de ampliar el gimnasio de niños, pero se paró. Ahora hay una estudiante de Arquitectura que está haciendo un presupuesto de cuánto se necesitará para eso. Siempre hay necesidades, como la sustitución de equipos que se dañan.

¿De cuánto es el presupuesto para 2016?

Va a aumentar en 2 millones de lempiras para el próximo año. En este momento es de L15 millones, y en 2016 recibiremos L17 millones porque se necesita dar mantenimiento a los nuevos proyectos.

¿Cuántos empleados hay en el centro de San Pedro Sula?

Un promedio de 61 personas, pero debe aumentar porque se tiene que contratar personal como terapeutas y salvavidas para las nuevas actividades que se van a hacer.

¿Siguen atendiendo a pacientes con problemas de lenguaje?

En el caso de que lleguen menores con problemas de lenguaje no son atendidos.

Si tienen discapacidad, sí son atendidos en Teletón, de lo contrario son remitidos a otras instituciones especializadas. La Teletón estaba apoyando a estos niños, pero nos vamos a certificar con el Comité de Acreditación de Centros de Rehabilitación, que es lo que corresponde a la norma ISO en salud. Esa norma exige que las personas que están en Teletón reciban todo el tratamiento para pacientes con discapacidad, y tenemos que enfocarnos en esos pacientes.

¿Ya iniciaron con el proceso de certificación?

Sí, desde abril se hizo el primer filtro. Todavía hay niños en el centro que no son discapacitados, pero este año finalizan el programa. Seguiremos dando apoyo a las escuelas y maestros para que sepan cómo abordar a los niños con problemas de lenguaje, pero sí garantizamos que quien llegue con discapacidad tendrá una atención completa.

¿Qué llamado hace a los hondureños?

Que colaboren porque en la medida en que ellos nos apoyan podemos seguir funcionando. Recuerden que está el proyecto del centro de La Esperanza (Intibucá) para ir teniendo más cobertura. Ese será el quinto centro del país.