01/12/2022
01:06 AM

Más noticias

Este año habrá expansión de fábricas y apoyo al agro de Honduras

La iniciativa para atajar las causas estructurales de la migración de CA arrancó el año pasado con varias compañías.

San Pedro Sula, Honduras.

Honduras y Estados Unidos tienen mucho trabajo por hacer en materia de desarrollo económico, migración, erradicación de la corrupción y asegurar oportunidades para todos los hondureños.

En busca de identificar estrategias y políticas públicas enfocadas en la mejora de la calidad de vida y clima de negocios, parte de la junta directiva del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep) realizó una visita a Washington D.C. para reunirse con congresistas y senadores estadounidenses, quienes reiteraron su compromiso de colaborar en conjunto.

“La estrategia de Estados Unidos para abordar las causas de la migración requiere trabajo conjunto de todos los actores de la sociedad. Como el principal generador de empleo, el sector privado tiene un rol importante dentro de esta estrategia”, dijo Juan Carlos Sikaffy, presidente del Cohep.

El directivo encabezó la comitiva acompañado del vicepresidente, Mateo Yibrín; la coordinadora del Comité de Género para Empresas Sostenibles, Aline Flores; y la gerente de Política Comercial, Helui Castillo Hung.

En la gira se reunieron con la congresista Norma Torres, el senador por Virginia, Tim Kaine, y con Ricardo Zúñiga, exsubsecretario de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental.

En 2021, los emigrantes hondureños enviaron más de 7,370 millones de dólares en remesas familiares, es decir, el 24% del PIB, reportó el Banco Central (BCH). Estudios muestran que el 98% de estas transferencias de dinero vienen de los Estados Unidos.

Según estimaciones oficiales, en EE UU viven más de un millón de hondureños, la mayoría de ellos en condición irregular.

En marzo de 2021, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, encomendó a la vicepresidenta, Kamala Harris, dirigir los esfuerzos de EE UU con México y el llamado Triángulo Norte de Centroamérica, que forman Honduras, El Salvador y Guatemala, para reducir la migración irregular procedente de la región.

La migración irregular, uno de los retos de Honduras y la región.

Desde entonces y sumado al anuncio oficial de diciembre de 2021, el plan para atajar las causas económicas y sociales de la migración a Estados Unidos cuenta con una inversión privada en Centroamérica por valor de $1,200 millones, en las que participan algunas de las compañías más importantes en materia de generación de empleos.

“La primera ronda de compromisos de inversión se hizo en mayo de 2021, así que algunas compañías ya están arrancando con sus proyectos. En diciembre se sumaron mas compañías, así que 2022 será el año cuando más veremos actividad en estas inversiones”, aseguró Sikaffy.

La iniciativa Partnership for Central America (Asociación para América Central, PCA) toma proyectos de gran envergadura, como expansión de fábricas, apoyo a pequeños agricultores, acceso a crédito, herramientas digitales y otros.

Esfuerzo. Durante la gira, los empresarios hondureños dijeron a los funcionarios estadounidenses que están listos para trabajar con el Gobierno en la creación de políticas públicas que mejoren el ambiente de negocios.

“Gobierno electrónico y simplificación de trámites son algo que empujamos desde hace años y que buscamos retomar con la nueva administración para reducir la discrecionalidad del funcionario público y transparentar los procesos que las empresas tienen que seguir”, explicó el presidente del Cohep.

Al respecto, Estados Unidos está dispuesto a apoyar a Honduras. “Eso nos ayuda a nosotros los inversionistas nacionales, pero también manda un mensaje a los extranjeros de que Honduras está mejorando su ambiente de negocios”, recalcó Sikaffy.

En la gira, la junta directiva del Cohep explicó que la formación de capital humano es fundamental para que nuevas empresas vengan a invertir y para que los jóvenes que están en Honduras puedan tener mejores oportunidades en el mercado laboral.

“En ese sentido, habrá apoyo de EE UU en capacitación técnica y empleabilidad para jóvenes”, dijo el presidente del Cohep.

Durante los encuentros, los funcionarios estadounidenses reconocieron el rol de la empresa privada como generador de empleo, por lo que ahondaron en fortalecer las líneas de crédito a largo plazo a través de organismos multilaterales que ya atienden a las empresas, como IFC (Corporación Financiera Internacional), BID-Invest y la Corporación Financiera de Desarrollo Internacional de EE UU.

“Todos estos organismos ya tienen proyectos de financiamiento activos en Honduras y lo que buscamos es que a través de la representación de EE UU en estas instituciones se pueda tener una colaboración más cercana y así ir ampliando y fortaleciendo la cartera de proyectos para el sector privado en Honduras”, explicó el presidente del Cohep.

Este año habrá expansión de fábricas y apoyo al agro de Honduras

En una columna de opinión para Newsweek, Stephen Lamar, presidente y director ejecutivo de la Asociación Estadounidense de Ropa y Calzado; y Julia K. Hughes, presidenta de la Asociación de la Industria de la Moda de los Estados Unidos, recordaron que la aprobación de una ley que prohíbe la importación de productos fabricados con trabajo forzoso en la región china de Xinjiang, manda un mensaje fuerte para que las marcas y los minoristas diversifiquen su abastecimiento fuera de China.

Esto significa una oportunidad para Centroamérica, pero para ello, según dijeron los especialistas, legisladores y líderes empresariales deben aprovechar el momento y unirse para construir cadenas de suministro “más resilientes y humanitarias”.