15/08/2022
06:41 AM

Más noticias

Amiga de capos se declara culpable de lavar dinero del narcotráfico en EUA

La hondureña Kensy García Torres conocerá su sentencia el 12 de agosto en Miami, tras firmar un acuerdo de culpabilidad con la Fiscalía de Estados Unidos

Miami, Estados Unidos.

Una hondureña, amiga de capos en Honduras, se declaró culpable en Estados Unidos de lavar más de 1.8 millones de dólares (unos 44.3 millones de lempiras), provenientes del narcotráfico.

Se trata de Kensy García Torres (de 40 años), detenida a inicios de año en Miami, Florida, por agentes de la Agencia Antidrogas de Estados Unidos (DEA).

Documentos oficiales de la Corte Federal del Distrito Sur de la Florida a los que tuvo acceso LA PRENSA Y EL HERALDO revelan que Kensy Torres fue una pieza clave de los carteles de la droga para lavar su dinero sucio.

En Honduras, Torres fue amiga de diputados nacionalistas, políticos, empresarios y capos de la droga, estos últimos que cumplen severos castigos de prisión en Estados Unidos.

Las indagaciones. De acuerdo con las investigaciones de los agentes de la DEA, un coconspirador y el testimonio de un agente encubierto, junto a otras evidencias, revelan que entre octubre de 2018 y julio de 2019, un grupo de personas conspiró junto con Kensy Torres para participar en transacciones ilícitas para beneficiar a los cómplices del narcotráfico en su lavado de dinero de las drogas.

Los investigadores lograron detectar que el 13 de diciembre de 2018, Torres “se comunicó con una fuente humana confidencial que trabaja para la Oficina Federal de Investigaciones y le informó que un coconspirador pronto lo contactaría para comenzar el lavado de dinero”.

No obstante, Kensy Torres nunca se imaginó que estaba siendo investigada y que pronto sería capturada.

Días después, Torres proporcionó a la fuente de la DEA un desglose de las comisiones y le informó que obtendría una ganancia del uno por ciento.

Mientras una empresa relacionada a la fuente de la DEA recibiría el 4% de las ganancias y que un total del 7% se dividiría entre Torres, una mujer asociada con ella y un cómplice. Torres y sus cómplices “repatriaron las ganancias del narcotráfico, trasladando dinero de Estados Unidos a Honduras”.

Los fiscales estadounidenses aseguran que la mujer “sabía que el dinero involucrado en las transacciones era producto de actividades de tráfico de narcóticos y que las transacciones se estaban realizando de una manera para ocultar el hecho de que era producto de actividades de tráfico de narcóticos”.

De las pesquisas lograron demostrar, entre otras cosas, que Torres y sus cómplices realizaron cinco entregas masivas de dinero en efectivo en Estados Unidos, que posteriormente fue transferido a Honduras a través de cuentas bancarias y a través de mensajeros humanos.

“Ella recibió pago de comisiones después de las entregas en efectivo a granel”, señalaron los fiscales.

Durante el tiempo que Kensy Torres participó en la conspiración, lavó 1,804,407.27 dólares, y recibió 121,382.00 dólares (2.9 millones de lempiras) en comisiones. El 12 de agosto conocerá su sentencia de parte del juez.