Caserío de Potrerillos tendrá energía eléctrica tras años de alumbrarse con candil y ocote

Más de 60 habitantes del caserío Los Laureles, en Cortés, serán los primeros beneficiados con la instalación de energía eléctrica.

Personal de la Enee y pobladores de la zona trasladando uno de los postes a colocar para la energía eleéctrica.
Personal de la Enee y pobladores de la zona trasladando uno de los postes a colocar para la energía eleéctrica.

San Pedro Sula, Cortés.

En unas pocas semanas más de 60 pobladores del caserío Los Laureles, municipio de Potrerillos, Cortés, serán beneficiados con energía eléctrica, dejando atrás el candil y el ocote con los que se alumbran desde hace muchos años.

Inicialmente unas 10 viviendas serán energizadas y a futuro se electrificarán adicionalmente alrededor de 20 hogares más, ya que hay varios lotes de terrenos que sus dueños no habían construido en los mismos, esperando que llegara el fluido eléctrico.

El proyecto de electrificación es realizado por la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (Enee) con apoyo de la comunidad, quienes adquirieron varios materiales para llevar a cabo el proyecto, entre ellos algunos postes, un transformador, cuchillas y pararrayos.

Por su parte, la estatal eléctrica está aportando el resto de los materiales y la mano de obra para llevar a buen fin el ansiado proyecto, según informó Joel Molina, jefe del Centro de Operación de la Enee en el nor-occidente.

La obra inició a mediados de marzo y tomará varias semanas, según explicó Molina, debido a la rotación de personal en la empresa por causa de la pandemia, siun embargo, aseguró que han avanzado en un 50%.

A la fecha se han instalado las retenidas, se efectuó el hincado y aplomado de postes de madera de 35 pies, así como uno de concreto de 30 pies y un transformador de 37. 5 Kva.

El funcionario de la estatal eléctrica manifestó que los pobladores de la aldea también están ayudando con mano de obra no calificada en la habilitación de agujeros, en hacer brechas por donde va a cruzar la línea primaria, así como en la colocación de postes que sostendrán el cableado.

Para electrificar la comunidad se van a utilizar 700 metros de línea primaria y 400 de secundaria, seis postes de madera de 35 pies, tres de 30, dos de 40 pies y seis lámparas para el alumbrado público.

En el caserío abrirá sus puertas una iglesia que les está ayudando, por lo que el transformador se ubicó cerca del templo para que les pueda servir tanto a la congregación religiosa como a la aldea.

"Este proyecto favorecerá a la población para tener una mejor calidad de vida, ya que pueden tener sus electrodomésticos para hacer más fácil las tareas del hogar y abre la posibilidad de poner un negocio que genere ingresos familiares", dijo el jefe del Centro de Operación de nor-occidente.

Otro de los muchos beneficios de la electrificación de Los Laureles, es que la población estará más segura al tener las calles iluminadas, ya que durante mucho tiempo han circulado por estas en completa oscuridad.

Una vez concluido y entregado el proyecto, el convenio que hizo la Enee con la Alcaldía de Potrerillos y los pobladores de la comunidad, es que deben presentarse a la Empresa Energía Honduras (EEH) a realizar el trámite correspondiente para poder conectarse a la red de distribución y legalizar el servicio.

La Prensa