Aumentan las solicitudes de asilo de hondureños en México

De enero a junio, el Instituto Nacional de Migración (INM) reportó que a 1,662 compatriotas se les dio la condición de refugiado en ese paí.

Hondureños esperan que se abran fronteras para salir del país, ante la crisis económica que se prevé dejará el covid-19.
Hondureños esperan que se abran fronteras para salir del país, ante la crisis económica que se prevé dejará el covid-19.

Tegucigalpa, Honduras.

Datos de enero a junio de 2020 del Instituto Nacional de Migración (INM) de México revelan que a 1,662 hondureños se les reconoció como refugiados en ese país, después de presentar sus solicitudes ante la Comisión Mexicana de Ayuda a los Refugiados (Comar).

En total fueron 6,451 los compatriotas que iniciaron el proceso, por lo que solo al 25.4% se le dio una respuesta positiva según la valoración que se hizo de cada caso.

En siete años, de 2013 a 2020, México ha dado refugio a 13,373 hondureños.

Para el Foro Nacional de Migraciones en Honduras (Fonamih), las solicitudes han crecido 33% en el marco de la pandemia.

LEA: Crece demanda de pasaportes con apertura de aeropuertos

“México ha sido uno de los países de destino de hondureños y, en una nota del 28 de abril, se identificó que en el marco de la pandemia las solicitudes de asilo crecieron un 33%. Sabemos que actualmente hay cientos de personas que siguen presentando las solicitudes para recibir la condición de refugiado. Y esto ha generado el 33% de crecimiento comparado con 2019”, explicó Karen Valladares, directora del Fonamih.

Las nuevas solicitudes de asilo en 2020 reflejan que han crecido en 17,800 solicitudes y que la mayoría de quienes piden el refugio son de Honduras, Haití, Cuba, El Salvador y Venezuela.

Panorama incierto

Al valorar los escenarios que se generarán en la migración después de la pandemia, se prevé que se dará un incremento de hondureños saliendo del país.

“Es la situación difícil que vive el país y a raíz de eso vamos a tener migración. La mayoría de hondureños quieren tomar la ruta al abrir las fronteras. Actualmente tenemos casi 200,000 desempleados y siguen las empresas cerrando, es algo que nos coloca en mayor vulnerabilidad, ya que entre más pobreza, menor acceso a empleo, y se generará una migración al interior y fuera del país”, dijo Valladares.

Ante esto proyectan que las solicitudes de asilo tanto en México como en Estados Unidos irán en alza, y esto también provocará que las respuestas también sean tardadas.

“Es un panorama sombrío que requiere un accionar más claro y directo por las autoridades, y todo radica en la voluntad política”, expresó la directora de Fonamih.

A 1,902 hondureños, el INM de México les dio hasta junio tarjetas de visitantes por razones humanitarias y fueron devueltos al país 14,071 en los primeros seis meses de 2020.

La Prensa