Restricción de movilidad continúa vigente; este lunes circula la terminación 6

Los integrantes del comité de vigilancia de la mesa multisectorial requieren de más información veraz sobre la capacidad hospitalaria.

Imagen referencial de San Pedro Sula.
Imagen referencial de San Pedro Sula.

Tegucigalpa.

El comité de vigilancia de la mesa multisectorial para la apertura de la economía se reunió para analizar los casos de covid-19 en Honduras, así como la capacidad sanitaria de los centros hospitalarios.

Aunque para esta semana continuarán las medidas de circulación por el último número de la identidad, así como el cierre del comercio en San Pedro Sula y el Distrito Central, y la fase uno para los demás municipios del país, el comité continúa trabajando para evaluar y recomendar nuevas medidas.

Ayer una comisión técnica que forma parte del comité de vigilancia se reunió para plantear la necesidad de contar con información veraz sobre el comportamiento del virus en el país, así como de la capacidad de respuesta para contener la enfermedad.

Para saber
1- El triaje electrónico que propone la comisión prioriza el estado del paciente al colocarlo como sospechoso y alto sospechoso de covid-19, también se conectará con el sistema del 911 para crear una respuesta inmediata.
2- En la zona sur del país, las corporaciones de nueve municipios pidieron ayer a las autoridades del Sinager el de cierre de todo el departamento de Choluteca a partir de hoy, debido al alarmante aumento de casos en la zona.
3- Los expertos creen que el impacto sobre el cierre de los mercados y el retorno a la fase cero en el Distrito Central se verá reflejado a partir de esta semana, es decir, se espera una disminución de casos positivos.

El objetivo es conocer cómo se encuentra el país y así tomar las decisiones, dijo Ana Cardona, quien es parte del comité de vigilancia y de la comisión técnica.

“Un plan nos va a permitir vigilar la pandemia y de acuerdo con ella trabajar; hemos estado con dificultad de tener información”, dijo.

La comisión presentará el plan a la mesa en los próximos días. También proponen un triaje electrónico con el que se pretende evitar las aglomeraciones de los centros de triaje físicos que hay en el país.

Expertos sostienen que el descuido en el sector informal fue el detonante para que se retrocediera en la activación del comercio.

“Estamos tratando que se genere una cita para ese mismo día y con un horario para los centros de triaje físico y que la persona no esté parada por horas y que no se exponga a un contagio si no tiene la enfermedad o a contagiar a alguien más si en realidad lo tiene”, dijo la doctora.

Alberto Solórzano, parte de la mesa multisectorial, manifestó que la próxima semana se conocerán las nuevas medidas si se reabre Tegucigalpa y San Pedro Sula. La mesa abordará las solicitudes que autoridades municipales han enviado sobre el cierre de sus municipios.

Zona norte

A través de una conferencia de prensa, el Colegio de Médico de Honduras (CMH) y la Cámara de Comercio Industrias de Cortés (CCIC) pidieron ayer el cierre total de cinco municipios de la zona norte: San Pedro Sula, Choloma, Villanueva, La Lima y Quimistán, Santa Bárbara.

Los médicos sugirieron que por tres semanas se cierren operaciones de negocios no indispensables. “Los únicos que deben continuar trabajando durante esta propuesta de cierre es el sector alimenticio”, dijo Samuel Santos, vicepresidente del CMH.

Santos dijo que de haber una negativa del Gobierno ante esta petición abandonarán las salas de los hospitales.

Unas 1,500 empresas en la capital han sido capacitadas con medidas de bioseguridad dependiendo del sector económico.

Los directivos del CMH dijeron que el pasado 22 de abril enviaron un documento con una serie de sugerencias, como la conversión de los hospitales Escuela y Mario Rivas en instituciones de salud exclusivas para atender a pacientes de coronavirus. En ese documento pedían que se aplicaran cercos epidemiológicos, más de 50 brigadas móviles trabajando a la vez y visitas domiciliarias.

Pedro Barquero, director ejecutivo de la CCIC, consideró que el Gobierno ha sido incapaz de manejar bien la emergencia sanitaria a más de 100 días de haber comenzado.

“El principal problema en esta pandemia ha sido la falta de transparencia. La corrupción es la que ha provocado que no haya más cupos ni materiales en los hospitales para atender a más hondureños”.

Precisó que se deben dar los implementos al sector médico, no solo en equipo de protección personal, sino también las pruebas, medicamentos y otros, para que puedan desarrollar el plan para controlar el contagio.

No hay apoyo

Las jefas de la Región Departamental de Cortés y de la Metropolitana de San Pedro Sula coincidieron en que hace falta mayor apoyo del Colegio Médico a la labor que realiza la Secretaría de Salud.

“Deben sacar el montón de médicos del CMH que están afiliados a unirse a las vistas domiciliarias y brigadas que se realizan en barrios, colonias y cuarterías, que es donde está el mayor número de contagios”, dijo Dinorah Nolasco, jefa de la Región Departamental del departamento de Cortés.

Lesbia Villatoros, jefa de la Metropolitana, aseguró que en múltiples ocasiones han gestionado ayuda con la CCIC, pero no han recibido respuesta a las solicitudes.

Villatoro recordó que desde hace 10 semanas las brigadas médicas se han desplazado en sectores donde hay alto contagio, con lo cual se ha logrado una detección oportuna de pacientes.

singer12(800x600)
La Prensa