Ceibeños recuperan sus empleos con la reapertura inteligente

La Cámara de Comercio asegura que se han perdido unos 500 millones de lempiras.

Los propietarios de puestos de venta y tiendas buscan recuperar las ventas perdidas.
Los propietarios de puestos de venta y tiendas buscan recuperar las ventas perdidas.

La Ceiba, Honduras.

Por las consecuencias derivadas de la pandemia del coronavirus, al menos 50,000 empleados fueron suspendidos y despedidos. A esto se suma, unos 100,000 empleos indirectos perdidos en todo el departamento, según datos de la Cámara de Comercio e Industrias de Atlántida.

La buena noticia es que con la reapertura inteligente del comercio en Honduras, miles de esos puestos de trabajo se han recuperado.

Raúl Ponce, presidente de la Cámara de Comercio, dijo que con la reapertura de los negocios habrá un respiro para la débil economía de la ciudad.

LEA: Hoteles en Islas de la Bahía siguen "en coma"; reabrirían a finales de 2020

“Esto está reactivando la parte económica. Que tenga la esperanza el emprendedor de volver a iniciar. Esto es bueno porque se están recuperando los empleos y se está generando circulante. Nosotros hemos estado apoyando a los pequeños negocios con asesoría”.

Apoyo del empresariado
Ya se iniciaron las capacitaciones del protocolo de bioseguridad para los empleados del resto de los negocios, entre estos, cines y gimnasios, que reabrirán sus puertas en las otras fases de reapertura inteligente para la ciudad de La Ceiba.
La Cámara de Comercio e Industrias de Atlántida ha estado apoyando con las capacitaciones de bioseguridad en línea y entregando certificación para reabrir el comercio. En las charlas han participado alrededor de 1,700 empleados.

El empresario agregó que los empresarios ceibeños reportan unos 500 millones de lempiras en pérdidas por el cierre del comercio durante tres meses tras las medidas para contener el COVID-19.

Y es que la reapertura inteligente que promovió el Gobierno, la empresa privada y sociedad civil aglutinados en una mesa multisectorial permitió que un 80% del comercio de la ciudad, unos 200 establecimientos aproximadamente, reabrieran sus puertas. El resto de los negocios trabaja en el pilotaje para sumarse a la reapertura en la segunda fase que arranca el próximo lunes.

Cumplimiento

Hasta la fecha, cada uno de los empresarios ha cumplido con el protocolo de bioseguridad, según el comité de vigilancia integrado por la Secretaría de Trabajo, Salud y la Policía Nacional. “Ningún negocio ha incumplido las normativas, y eso es bueno para que todo vaya mejor y no caigamos en un retroceso”, dijo Jimy Benítez, director de la Cámara de Comercio.

200
Negocios
Ese reabrieron en La Ceiba el lunes de la semana pasada con la primera fase de la reapertura.

En el departamento de Atlántida hay dos comités que han estado haciendo inspecciones en los diferentes negocios para que se cumplan con las medidas de bioseguridad. Cada empleado debe portar su mascarilla, atender solo a clientes que están autorizados para circular mediante el último dígito de su identidad, tener desinfectante para la plantilla de los zapatos en la entrada de los establecimientos y gel.

“Si vemos un factor de riesgo de contagio del virus, se le advierte y se le da un plazo no mayor a 24 horas para corregir, antes de cerrarlo por parte de la Policía”, dijo Karla Manzanares, integrante de uno de los comités.

La Prensa