Más noticias

El 22% de niños están desnutridos y 56% de adultos tienen obesidad

FAO advierte que en el país prevalece la subalimentación, el retraso en el crecimiento en menores de 5 años y la obesidad en adultos

 La FAO expresó su preocupación por el fuerte desequilibrio en el país, con altos índices de desnutrición y obesidad.
La FAO expresó su preocupación por el fuerte desequilibrio en el país, con altos índices de desnutrición y obesidad.

San Pedro Sula, Honduras

En Honduras hay un contraste alimenticio extremo, pues el 22% de niños tiene desnutrición crónica, pero el 56% de los adultos posee obesidad o sobrepeso, revela la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

“En Honduras destacan las prevalencias de subalimentación, retraso en el crecimiento en menores de cinco años y obesidad en adultos”, explica la FAO en el informe Panorama de la seguridad alimentaria y nutricional en América Latina y el Caribe 2018, publicado este mes y elaborado junto con el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y el Programa Mundial de Alimentos (WFP).

19
millones de mujeres
sufren de inseguridad alimentaria en la región de América Latina, según estudios.

En el país hay 1.4 millones de hondureños subalimentados, o sea que tienen una dieta alimentaria insuficiente, dice el estudio.

El documento describe que en Honduras la desnutrición crónica afecta al 42% de los niños hondureños de familias de bajos ingresos.

Desnutrición crónica

La FAO dice que “preocupa especialmente” el caso de Honduras, donde más de una quinta parte de niños y niñas tienen retraso en el crecimiento, al igual que pasa en Guatemala, Ecuador y Haití.

En su listado, la FAO posiciona a Honduras como el tercer país con los mayores índices de desnutrición crónica infantil de Latinoamérica y el Caribe.

Asimismo, Unicef señala que el retraso en el crecimiento está estrechamente vinculado con la carencia de alimentos y nutrientes necesarios durante un tiempo prolongado, lo que aumenta el riesgo de enfermedades y afecta al desarrollo físico y cognitivo de los niños.

En el área urbana hondureña el 14.6% de niños presentan retraso de crecimiento y en el área rural lo padecen el 28.8%, detalla la FAO.

Obesidad y sobrepeso

Pero cuando se trata de los adultos, el problema alimentario es muy diferente, pues hay un 56% (55.8% promedio exacto) que tiene sobrepeso u obesidad en Honduras.

Entre los hombres del país, el sobrepeso u obesidad la padece el 51.8%.

8%
de niños hondureños de familias en mejores condiciones económicas padecen destrución crónica, dice la FAO.

Entre las mujeres, es el 59.5% que tiene obesidad o sobrepeso.

Esto preocupa porque las personas con sobrepeso u obesidad son propensas a padecer enfermedades como la diabetes.

Julio Berdegué, representante regional de la FAO, hizo énfasis en que en Latinoamérica ahora mueren más personas por enfermedades relacionadas con la obesidad y el sobrepeso, como diabetes o hipertensión, que por el hambre.

“La obesidad está creciendo descontroladamente. Cada año hay 3.6 millones de personas más con obesidad en esta región. La situación es espantosa”, afirmó Berdegué.

En Honduras, el 5.2% de los menores de cinco años tienen sobrepeso.

En obesidad infantil, el país tiene una de las tasas más bajas de Latinoamérica y el Caribe, lo cual es congruente si se considera que tiene una de las tasas más altas de desnutrición crónica en niños.

JG desnutricion CORREGIDO F(800x600)

Desigualdades

María Cristina Perceval, directora regional para Unicef América Latina y el Caribe, recomienda buscar el equilibrio social.

“La desnutrición crónica tiene estrecha correlación con las desigualdades y la pobreza, pero también el sobrepeso está afectando de manera creciente a los niños y niñas más pobres. Estos se enfrentan a condiciones de alta vulnerabilidad social y económica y sufren el acceso inequitativo a servicios de salud y a dietas saludables”, aseguró.

Por ejemplo, en Honduras el 65.7% de la población vive en la pobreza y de ese porcentaje el 42.5% está en pobreza extrema, según da a conocer el documento de la FAO.

Estos índices son los más altos de Latinoamérica. El porcentaje de pobreza extrema en Honduras, 42.5%, es casi el doble en comparación con el segundo país en la lista, Guatemala, con 23.4%.

“En Belice, Guatemala, Haití, Honduras, México, Nicaragua, Panamá, Perú, y Surinam las tasas de desnutrición crónica infantil en las zonas rurales superan en más de 50% las tasas observadas en las áreas urbanas”, expone la FAO.

CP HondurasFAO 191118 (11)(800x600)
Diferencia. En 19 países de la región la cantidad de mujeres con sobrepeso supera por más de 10% a la de los hombres.

Un cambio urgente

Por su parte, Carissa Etienne, directora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), consideró que se debe garantizar la buena alimentación, en todos los sentidos.

“Aunque la desnutrición persiste en la región, en particular en poblaciones vulnerables, también se suma la obesidad y el sobrepeso que afectan de manera particular a esos grupos. Es necesario un enfoque multisectorial, que va desde asegurar el acceso a alimentos balanceados y saludables hasta abordar otros factores sociales que también impactan sobre estas formas de malnutrición, como el acceso a la educación, el agua y saneamiento y los servicios de salud”, expresó Etienne.

La FAO recomienda que ante el rápido crecimiento de casos de sobrepeso y obesidad es urgente “redoblar los esfuerzos para su prevención”, en especial en las edades tempranas.

Mientras que Miguel Barreto, director regional de WFP para América Latina y el Caribe, añade que “la equidad de género es un valioso instrumento de política para reducir desigualdades. Necesitamos fortalecerla en la práctica, lo cual involucra promover la igualdad en el acceso y control de los recursos del hogar, así como en las decisiones para empoderar a las mujeres en desigualdad”.

CP HondurasFAO 191118 (2)(800x600)
La FAO expresó su preocupación por el fuerte desequilibrio en el país, con altos índices de desnutrición y obesidad.

Migración

La FAO remarca que entre 2012 y 2014 las pérdidas ocasionadas por las sequías asociadas con el fenómeno de El Niño afectaron en especial a Honduras, El Salvador y Guatemala, y como resultado las migraciones desde el Corredor Seco aumentaron.

Encuestas efectuadas por el Programa Mundial de Alimentos en el Corredor Seco identificaron a la falta de comida como la mayor causa de la migración.

“El análisis presenta una correlación positiva entre la inseguridad alimentaria y la migración en los tres países considerados, confirmando que a mayor inseguridad alimentaria, mayores son las probabilidades de que las personas emigren buscando mejores condiciones de vida”, advierte el informe Panorama de la seguridad alimentaria y nutricional en América Latina y el Caribe 2018.

Honduras se encuentra entre los 11 países, según la FAO, que mantienen sin cambios su cantidad de personas subalimentadas, al igual que Chile, Costa Rica, El Salvador, Ecuador, Guatemala, Jamaica, Nicaragua, Panamá, Paraguay y Perú.