Londres, Inglaterra.

Un joven británico decidió desde su adolescencia transformarse en mujer y ahora, a sus 28 años, ha gastado ya en el proceso unos 107 mil dólares para parecerse a Kim Kardashian, de acuerdo con el periódico The Mirror.

Thalía Almodóvar, el nombre que adoptó al cambiar de personalidad, se ha sometido a cirugías tanto de implantes de seno como en glúteos, además de que se somete a aplicación de colágeno en los labios cada seis meses, según dijo.

'Algunas veces los chicos sólo se me acercan porque me parezco a Kim, sin conocerme a fondo, eso me molesta. Estoy soltera ahora, así que busco a mi propio Kanye West', expresó en entrevista con ese diario.

Aseguró que uno de sus objetivos al parecerse a la socialité estadounidense era recibir trato preferencial en los restaurantes y clubes de baile, además de convertirse en famosa.

De hecho, añadió The Mirror, ya tiene que detenerse a cada momento, mientra camina, para tomarse fotos con la gente que la reconoce.

Thalía, quien se desempeña como maquillista, ha gastado también unos 15 mil dólares en ropa, zapatos y accesorios para vestirse como su ídolo.