París, Francia

La firma Schiaparelli abrió este lunes la pasarela de Alta Costura de París con una colección llena de trampantojos y unas espectaculares figuras falsas de taxidermia con cabezas de lobo y de león, lucidas entre otras por las ‘tops’ Naomi Campbell e Irina Shayk.

Campbell se puso un llamativo abrigo de pelo con una cabeza de lobo en un hombro, mientras que Shayk llevó un vestido de terciopelo y palabra de honor con un león en el escote. El último vestido de esta línea fue uno con estampado de tigre blanco y la reproducción de la cabeza del animal en la delantera.

Léa también: Los mejores looks de los famosos en la Semana de la Moda de París

Las figuras fueron construidas a mano a partir de espuma y resina, principalmente, y prometen convertirse en una silueta muy viral después de que la empresaria e influyente Kylie Jenner, invitada al desfile, acudiera con el vestido con cabeza de león, adelantándose incluso a la pasarela.

El desfile, que tuvo lugar en la espectacular entrada del Petit Palais de París, acogió a numerosas celebridades como las actrices Diane Kruger, Rossy de Palma, Philippine Leroy-Beaulieu, la exmodelo Inès de la Fressange y la cantante Doja Cat, que acudió completamente revestida de brillantes rojos (cabeza y rostro incluidos).