Estados Unidos.

La actriz Evan Rachel Wood afirmó que fue violada por el cantante Marilyn Manson mientras grababan el videoclip del tema “Heart-Shaped Glasses”, del 2007.

En una entrevista para el documental Phoenix Rising, la estrella de Westworld dijo que para la grabación, que realizó a sus 19 años, fue alimentada con absenta, por lo que apenas estuvo consiente al objetar cuando Manson sostuvo relaciones sexuales con ella ante cámaras para el video.

LEA: Evan Rachel Wood denuncia que Marilyn Manson abusó de ella y le ‘lavó el cerebro’

La grabación muestra a Wood usando unos anteojos con forma de corazón inspirados en lo que la protagonista del filme Lolita ocupa, mientras está teniendo sexo con Manson al mismo tiempo en que un líquido oscuro, presumiblemente sangre, cae sobre ellos.

“No se pareció en nada a lo que pensé que sería. Estábamos haciendo cosas que no eran las que me propusieron. Hablamos de una escena de sexo simulada, pero una vez que las cámaras comenzaron a rodar, él empezó a penetrarme de verdad”, señaló la artista.

“Nunca accedí a eso. Fue un completo caos. No me sentía segura. Nadie me estaba cuidando. Fue una experiencia realmente traumatizante filmar el video. No sabía cómo defenderme ni cómo decir que no porque me habían condicionado y entrenado para nunca responder, sólo para seguir adelante”.

La celebridad afirmó que se sintió repugnante cuando el momento pasó, y que tuvo el remordimiento de haber hecho algo embarazoso, sensación que se vio reflejada entre los miembros del equipo de producción quienes, según ella, se sintieron incómodos y no sabían qué hacer.

“Me obligaron a realizar un acto sexual comercial bajo falsos pretextos. Fue entonces cuando se cometió el primer crimen contra mí. Esencialmente, fui violada frente a la cámara”, indicó.

Esta declaración de Wood sigue a otras tantas que ha realizado contra el intérprete de “Sweet Dreams (Are Made of This)” sobre supuestos abusos físicos, sexuales y emocionales que aparentemente le hizo sufrir desde 2006 hasta 2011.

La famosa también indicó en el documental que Manson fue muy claro con ella cuando hablaron sobre cómo quería que ella promoviera el video en entrevistas.

“Se suponía que debía decirle a la gente que pasamos este gran momento romántico y nada de eso era verdad. Pero tenía miedo de hacer algo que lo molestara (a Manson) de alguna manera. El video fue solo el comienzo de la violencia que seguiría aumentando a lo largo de la relación”, afirmó.