28/09/2022
11:46 AM

Más noticias

Restaurantes y hoteles impulsaron la economía

Intermediación financiera, seguros y fondos de pensiones, transporte y almacenamiento, en su orden, aportaron al crecimiento.

Tegucigalpa

La actividad económica de Honduras creció un 5.1% entre enero y junio de 2022, mejoría impulsada por la recuperación de los sectores de hoteles y restaurantes, informó este jueves el Banco Central (BCH).

“Pese al actual y complejo escenario mundial que está afectando las cadenas de suministros, altos precios de los combustibles y materias primas, al igual que el alza generalizada de los precios internos, al primer semestre de 2022 la actividad económica siguió mostrando resiliencia, al registrar una variación acumulada de 5.1%”, indicó la entidad en un informe.

Las actividades que registraron mayor crecimiento entre enero y junio fueron hoteles y restaurantes (30.9%), intermediación financiera, seguros y fondos de pensiones (14.2%), transporte y almacenamiento (13.3%), industria manufacturera (6.7%) y comercio (4.8%), señaló el BCH.

El sector de agricultura, ganadería, silvicultura y pesca registró un alza de 1.1%, debido a la producción en el cultivo de banano, caña de azúcar, palma aceitera y cría de aves, añadió.

Además

El año pasado, la economía de Honduras creció un 12%, cifra atribuida a la “apertura económica que reflejó mayor dinamismo en las actividades productivas” del país centroamericano, de acuerdo con cifras del Banco Central.

“Los cambios en las posturas de política monetaria, principalmente en EEUU y la Zona Euro, generaron condiciones financieras menos favorables para impulsar el crecimiento económico”, explicó el Banco Central.

En junio pasado se ha reflejado “una reducción en los precios de los combustibles y otras materias primas a nivel internacional, provocando un relativo alivio a las presiones inflacionarias mundiales, que aún continúan siendo altas”, agregó.

No obstante, el acoplamiento a las menores presiones inflacionarias requerirá de “un ajuste en los canales de transmisión”, precisó el BCH.

“El comportamiento doméstico de la inflación refleja las repercusiones en la economía nacional del aumento en el precio del petróleo, el conflicto entre Rusia y Ucrania, países que son importantes productores de fertilizantes, granos, materias primas, petróleo y gas natural”, enfatizó el organismo.