Corbata, prenda ligada al “poder femenino”

Este accesorio se incorpora con facilidad al armario de la mujer de todas las maneras posibles

Pura moda

Este accesorio se incorpora con facilidad al armario de la mujer de todas las maneras posibles

Cara Delevingne y Bella Hadid son algunas de las mujeres que apuestan por lucir corbata, quizá el accesorio con más impacto y capacidad de transformación en el vestuario de una mujer.

“La corbata resulta femenina e interesante”, explica la experta en moda Pepa Fernández, quien asegura “que lucir prendas masculinas es una tendencia ligada al poder femenino, a la libertad”.

Katharine Hepburn, Greta Garbo o Lauren Bacall revolucionaron la moda con prendas y calzado que hablaban de igualdad, como los zapatos de cordones y las camisas blancas de algodón.

Decidida y transgresora, Coco Chanel adaptó prendas de hombre a la mujer; Yves Saint Laurent dio un paso más, robó prendas del armario masculino para liberar a la mujer de su visión como objeto sexual.

Las prendas masculinas abrieron todo un mundo de posibilidades en el vestir de las mujeres, ofreciendo un estilo cómodo moderno, como el traje de chaqueta que, con tanta maestría, lucía Bianca Jagger en la década de los 70.