Es hora de guardar el árbol de Navidad

Quitar el árbol es una tarea que también requiere un orden que facilite el proceso

¿Eres el amigo o familiar conocido en broma por dejar su árbol de Navidad hasta febrero? Quitar las decoraciones tiene la reputación de llevar mucho tiempo. Sin embargo, la tarea no es tan mala una vez que empiezas.

Si tu árbol es artificial no intentes meterlo en la caja de cartón en la que vino.

Evita guardarlo en cajas similares, ya que estas son endebles y son susceptibles a las plagas y al crecimiento de moho, por lo que es mejor optar por una caja o bolsa duradera, como bolsas de lona o PVC.

Una vez que hayas quitado todos los adornos y luces, simplemente desarma el árbol en secciones y colócalo suavemente en la bolsa.

Luego ajústalo y ciérralo. Envuelve las luces en papel de seda o periódico para evitar que se rompan. Luego, coloca las luces en una bolsa de plástico y ponlas en un recipiente de almacenamiento. También puedes envolver las luces en un carrete de cartón, une los extremos macho y hembra para evitar que se deshagan.

Mételos bien en papel de periódico o papel kraft para que no se rompan. La caja donde guardes los adornos debe colocarse en un área donde no se apilen artículos pesados encima. Mantén un marcador a mano cuando guarde la decoración. Etiquetar se presta a tener todo organizado.