03/02/2023
03:49 PM

Más noticias

'Ayúdeme, no me deje morir”, decía señor atacado por pitbulls

  • 29 agosto 2018 / 11:08 AM /

El tapicero iba a la pulpería a comprar café y azúcar cuando sufrió la agresión.

San Pedro Sula, Honduras

La valerosa y audaz acción de un joven salvó de morir ayer a un tapicero de 69 años atacado ferozmente por tres perros de la raza pitbull en el barrio Las Acacias.

Los caninos le cercenaron la oreja izquierda al agraviado José Ángel Orellana, quien producto de las mordidas sufrió heridas de siete a diez centímetros en el rostro, piernas y brazos, por lo que fue operado de emergencia en el hospital Mario Rivas, adonde fue llevado por una ambulancia del sistema de emergencia 911. El hecho sucedió en la 12 calle y 2 avenida del barrio Las Acacias.

Relato

Rolin Tróchez dijo que a las 8:10 am iba para su trabajo a una distribuidora de productos de limpieza en un pasaje a media cuadra de donde ocurrió el suceso.

Agregó que él miró que el dueño de los perros estaba tratando de espantarlos para que dejaran libre “al señor y no lo dudé y me fui auxiliarlo”.

“Lo primero que hice fue sacarme la faja y pegarles para que soltaran al señor. Uno de los perros lo tenía agarrado de la oreja y se la arrancó a mordidas, otro de los animales le estaba mordiendo los brazos y el otro perro, los pies”, describió Tróchez.

“El señor agónicamente me decía ayúdeme, no me deje morir, y milagrosamente lo salvamos porque el dueño de los perros no hubiera podido solo con los tres. Yo les tiraba tierra en los ojos y luchaba para que lo soltaran”.

Estos son los tres perros que atacaron a Orellana.

El joven explicó que los caninos soltaban por momentos a Orellana, pero “al ratito se le volvían a pegar otra vez”.

“Dios me cuidó porque milagrosamente no sufrí ningún rasguño, pero sí ya me tenían quemado porque estuve unos quince minutos luchando con ellos (los perros)”. El joven también relató que al final el tapicero quedó tirado “y yo vi que los perros lo soltaron y se agruparon, y yo corrí y se fueron detrás de mí los tres y dejaron al señor libre y la agarraron conmigo”.

Torres dijo que los tres canes lo arrinconaron y “yo dándoles con la faja llegó el dueño y los logró controlar y en eso yo me salté un cerco y me subí a la paila de una carro, pero exhausto”.

Asimismo, dijo que cuando los pitbulls miraron que se subió a la paila del carro se fueron detrás de un hombre que iba en una motocicleta y después llegaron otros familiares del dueño de los perros y los controlaron.

Los propietarios de los canes dijeron que siempre que van para sus trabajos abren el portón y esos animales andan sueltos y no atacan a nadie.

Entonces, ayer cuando uno de los miembros de la familia sacaba su vehículo iba pasando frente al lugar Orellana y no saben por qué razón se le acercó al hombre y fue cuando los perros lo atacaron creyendo que iba hacerle daño a su amo.