Caen a seis supuestos pandilleros tras tiroteo contra policías en La Ceiba

Los supuestos integrantes de la pandilla 18 serán acusados de atentado, tráfico de drogas y posesión ilegal de armas.

Los pandilleros al momento de ser presentados por la Policía en La Ceiba.
Los pandilleros al momento de ser presentados por la Policía en La Ceiba.

La Ceiba.

Autoridades policiales de Honduras capturaron en la noche del miércoles a seis supuestos integrantes de la pandilla 18, que están acusados de varios delitos.

La captura se efectuó tras un enfrentamiento armado con agentes policiales y militares en la ciudad de La Ceiba, departamento de Atlántida.

El informe policial detalla que el miércoles a las 06:40 de la tarde se recibió una denuncia sobre la tentativa de homicidio en contra de un ciudadano, hecho registrado en la colonia Villa Mary. Efectivos policiales se desplazaron a la zona y se encontró un vehículo con placas HAK-3815 con denuncia de robo y el cual presuntamente fue utilizado en el referido hecho criminal.

Camioneta.119(1024x768)
La camioneta recuperada que tenía reporte de robo.

Posteriormente, la Policía Nacional hizo patrullajes en distintos sectores de La Ceiba siendo en la colonia Marisol, a las 11:20 pm, que los agentes del orden intercambiaron disparos con los pandilleros a los que minutos después capturaron.

Los detenidos son Víctor Manuel Suares Lagos (de 24 años), Kenneth Danael Matute Acosta (19), Tayron Antonio Sincler Hernández (23), George Alexander Hernández Maldonado (26), Franklin Josué Hernández Díaz (31), y Eduard David Zalavarria Galeas (24), conocido como Bemba, este último fue detenido en el año 2017 por el delito de tráfico de droga.

evidencia.70(1024x768)
Las armas y drogas decomisadas.

Tras la captura a los supuestos pandilleros les decomisaron tres pistolas, dos libras de supuesta marihuana, una bolsita con supuesta marihuana, una balanza digital y un paquete de bolsas plásticas.

Ellos serán remitidos a la Fiscalía de esa región por suponerlos responsables del delito de atentado en perjuicio de agentes policiales y militares, facilicitación para el tráfico ilícito de drogas y posesión ilegal de armas de fuego.

La Prensa