02/12/2022
12:46 AM

Más noticias

Sector empresarial demanda agilizar trámites en La Mesa

Adimex dejó de operar el transporte de carga del Villeda Morales desde el 1 de junio, Ehisa asumió, pero paquetería tarda hasta siete días en ser desaduanada.

SAN PEDRO SULA

La falta de planificación y organización en el traslado de operatividad de Adimex a Ehisa del transporte de carga ha provocado un caos en la aduana La Mesa.Los comerciantes, usuarios de esta terminal de carga tardan hasta siete días para retirar mercancías.

Productos en almacenaje que regularmente tardan un máximo de dos días en ser retirados, hoy llevan siete días de atraso, lo que incurre en pérdida de dinero para los importadores.

Desde el 1 de junio, la empresa Hondureña de Infraestructura y Servicios Aeroportuarios (Ehisa) asumió la operatividad de la carga de la aduana La Mesa sustituyendo a la empresa Adimex.

Tras más de un año de estar al frente de la terminal de carga del aeropuerto internacional Ramón Villeda Morales, la empresa Adimex, perteneciente a grupo Emco, que a su vez es parte del consorcio Palmerola Internacional Airport (PIA) dejó de hacerse cargo de la carga, lo que ha generado atrasos y molestias entre los usuarios.

Fernando García, asesor de la junta directiva de la Federación Nacional de Agentes Aduanales de Honduras (Fenaduanah), declaró a Diario LA PRENSA que tienen mercancías desde el jueves 2 de junio en la aduana La Mesa y que hasta ayer no había sido ingresada a almacén para su posterior retiro.

“Tenemos problemas con productos perecederos también, que nos tiene preocupados, porque el producto perecedero no puede estar tanto tiempo ahí”.

García explicó que normalmente, una vez llega la mercancía solo tarda unas 24 horas en ingresarla a almacén, si no hay atrasos.

Al estar en almacén se tarda de 24 a 48 horas (dos días) en retirarla, pero si requiere inspección por parte de la Agencia de Regulación Sanitaria (Arsa) y la revisión del contador tarda un máximo de tres días.

Enfatizó que por la pandemia, los atrasos en la cadena de transporte y logística continúan, que sumado a estos atrasos en la aduana La Mesa se maximiza y eleva aún más las pérdidas.

Sector empresarial demanda agilizar trámites en La Mesa

García dijo que espera que Ehisa pueda resolver estos atrasos y volver a los tiempos normales de entrega lo más pronto posible para no afectar más a los importadores.La mayoría de importaciones provienen de Estados Unidos, Guatemala, China y México.

La aduana La Mesa, la segunda más activa del país, recibe un alto número de importación de automóviles específicamente turismos, teléfonos móviles y otros aparatos electrónicos, medicamentos, gas de petróleo y productos alimenticios diversos.

“No sé cuáles son los motivos por los que Adimex no está atendiendo ya, y está la empresa Ehisa, al parecer los inventarios no fueron entregados con suficiente tiempo, tenemos ese atraso, porque no están atendiendo con suficiente personal, aparte que la carga no está inventariada con el nuevo sistema”, expuso Alex López, tramitador afectado.

Eduardo Facussé, presidente de la Cámara de Comercio e Industrias de Cortés (CCIC), dijo que la transición no se dio de la manera más óptima y no se cumplió con los acuerdos establecidos entre el operador saliente y Ehisa.

“Entendemos que Ehisa está en proceso de reorganización y se nos ha informado que en poco tiempo la operación estará normalizada”, indicó.Facussé compartió que de acuerdo con Ehisa se les está dando prioridad a los productos perecederos y están avanzando por grupos.

Fuad Handal Katimi, presidente de la Asociación Nacional de Industriales (Andi), opinó que este tipo de transiciones deben hacerse de forma responsable pensando en la economía del país.

“Nuestra industria importa materias primas, repuestos, tiene que pagar multas por sobreestadías, productos perecederos que se pueden vencer, es un atraso terrible a la economía”.

Katimi también espera que este atraso se resuelva lo más pronto posible y que se hagan las inversiones que requieren tanto los aeropuertos de La Ceiba, Roatán y San Pedro Sula y la terminal de carga.

Ehisa, empresa gubernamental, está al frente de los aeropuertos de La Ceiba, Roatán y San Pedro Sula, sin embargo, no han hecho nuevas inversiones.

César Cáceres, superintendente de Alianza Público Privada, informó a LA PRENSA que lo ideal era que el proceso de licitación para una nueva concesión que manejara los tres aeropuertos se hiciera en 2019, un año antes que Aeropuertos de Honduras finalizara su contrato, sin embargo, la pandemia atrasó todo el proceso y el manejo de Ehisa se hizo pensado temporal mientras se logra una nueva concesión.

Cáceres explicó que a finales de abril le “comentaron” que el contrato de Adimex operando el transporte de carga del Villeda Morales duraba hasta el 1 de junio.

Adimex dejó equipo, creo que los montacargas y una máquina grande de rayos x, doble cara, que tiene que estar, Adimex tenía todo sistematizado, sus procesos de cobro, Ehisa está trabajando manual, al irse dejaron equipo y manejando la carga de Palmerola que tienen por contrato”.

Explicó que será la junta directiva y la presidenta Xiomara Castro quienes decidan qué pasará con el manejo de los aeropuertos, pero hay varias propuestas.