Queman contadores de energía en protesta por apagones nocturnos

Por más de cuatro meses han sufrido apagones de hasta 8 horas casi todas las noches.

San Pedro Sula.

Cansados por no recibir una solución a los apagones nocturnos, vecinos de la colonia Santa Martha retiraron anoche los contadores de energía de sus casas y les prendieron fuego, en protesta contra la consesionaria Empresa Energía Honduras (EEH).

La protesta de estos pobladores se debe a que por casi cinco meses, justo cuando inició la cuarentena por la pandemia, la Empresa Energía Honduras corta el servicio eléctrico durante la noche.

Los apagones son casi a diario; inician al rededor de las 7 de la noche pero la hora en que el servicio eléctrico se restablece no es preciso. Incluso, muchas veces la interrupción dura hasta las 3 o 4 de la madrugada.



Pero los apagones no solo afectan a la colonia Santa Martha, sino todo el sector de los Carmenes conformado por las Lomas del Carmen, San Juan, Santa Clara, Toledo, Los Naranjos, Ocotillo, entre otras. En total son más de 50 colonias las que a diario se quedan sin energía eléctrica.

Lo insólito es que el tema no es desconocido para la concesionaria colombiana EEH, puesto que la empresa solo se ha limitado a informar que los apagones se deben a la sobrecarga de energía que hay en el sector de Los Carmenes.

Cansancio

Los pobladores de este sector se muestran inconformes con el servicio eléctrico. Recordaron que los apagones les afecta incluso en sus horas de sueño, pues dormir en San Pedro Sula, una ciudad con altas temperaturas, es difícil sin un ventilador y agregaraon que los abanicos también ayudan a ahuyentar los mosquitos que transmiten el dengue.

"Son unos inconscientes porque no podemos dormir bien y al día siguiente tenemos que salir a trabajar. También tenemos niños que sufren mucho", dijo uno de los pobladores.

Vecinos que hicieron la protesta anoche dijeron que si no se les da solución realizarán manifestaciones más drásticas.

Ayer bloquearon el paso entre la Santa Martha y Lomas del Carmen; quemaron llantas, contadores y hasta uniformes de la EEH.



"Esta situación es incontrolable, los recibos vienen sumamente elevados y no hay trabajo, no se puede más con esta situación", expresó otro vecino.

Dijeron que decidieron retirar los contadores de sus casas porque a pesar de que las suspensiones de energía ocurren casi todas las noches, la factura eléctrica llega puntual y con cobros de energía no consumida.

Otra medida que tomaron es que no están dejando entrar empleados de EEH a que lean los contadores de energía.

La Prensa