San Pedro Sula, Honduras

El noroccidente del país, aunque menos afectado por la sequía que otras partes del país, tampoco ha escapado de sus efectos. De acuerdo con Roberto Paz, director regional de la Secretaría de Agricultura y Ganadería (SAG), tras una inspección de campo se reportan pérdidas que rondan el 20% de las cosechas de los diferentes cultivos, las que en algunos casos llegan incluso al 25%.

“En todo tipo de cultivos hay daños por efecto de la sequía, pero no tenemos daños severos y lo que encontramos más o menos es un 20 a 25% de pérdidas que vamos a tener en la producción”, declaró el funcionario.