Más noticias

Cohep: Cuesta creer cómo se va a financiar el presupuesto

Según lo expuesto por Finanzas a los sectores, el presupuesto ronda los L308,000 millones, presentando un incremento de L20,000 millones para el otro año

TEGUCIGALPA. La Secretaría de Finanzas ya inició la socialización del Presupuesto General de la República para el ejercicio fiscal 2022 con distintos sectores de la sociedad, mismo que ronda los L308,000 millones, presentando un incremento de L20,000 millones.

Luis Mata, titular de Finanzas, señaló que será la Secretaría de Salud la que tenga mayor presupuesto debido a la emergencia sanitaria provocada por el covid-19 que aún está vigente en el país.

El presupuesto de Salud alcanza casi los L22,000 millones, con un crecimiento de L3,731 millones para cubrir necesidades como la adquisición de vacunas, mantenimiento de los centros de triaje, contratación de profesionales del área de salud.

Para educación, el aumento de la partida presupuestaria será de L1,310 millones que será destinado para la reparación de centros educativos, donde el 79% están dañados.

Juan Carlos Sikaffy, presidente del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), señaló que ayer el presupuesto fue socializado por Sefin “en base a supuestos” en materia de ingresos, gastos y un marco macrofiscal que establece límites y techos.

“Algunos de esos criterios nos lucen optimistas y cuesta creer o entender cómo vamos a financiar un presupuesto de L308,000 millones, en donde L179,000 son para el Gobierno central”, cuestionó el empresario.

Sikaffy explicó que Finanzas proyecta ingresos tributarios de L118,000 millones, siempre y cuando el producto interno bruto (PIB) crezca a tasas superiores al 3.5% y que serán complementados con L51,000 millones en deuda, lo que compromete el futuro del país según el empresario. “No vemos cómo podemos impulsar de manera agresiva la reconstrucción y reactivación económica”, puntualizó.

El presidente del Cohep señaló que el presupuesto debe favorecer los temas de salud y educación como prioridad, en inversión y no en gasto corriente. “Los sueldos y salarios se consumen la mayor parte de los ingresos tributarios junto al servicio de la deuda y las transferencias constitucionales y descentralizadas”, criticó Sikaffy.

El empresario señaló que el presupuesto de L308,000 millones representa más del 50% del PIB nominal, lo que quiere decir que el Gobierno consume L5 de cada L10 lempiras que se producen. Por último, Sikaffy advirtió que la presión tributaria será de las más altas en la región ya que se proyecta de 17.5% para 2020.

Tomás Zambrano, secretario del Congreso Nacional, señaló que el próximo lunes se espera que reciban de parte de Finanzas el presupuesto para que sea revisada por la Comisión de Presupuesto de la cámara legislativa y indicó que lo más probable es que se apruebe en diciembre.