05/12/2022
10:10 PM

Más noticias

Cantarranas se vuelca a despedir a su querido alcalde

Como un hombre bueno, servicial, alegre y humilde se recordará al alcalde Francisco Gaitán, asesinado el sábado.

Cantarranas, Francisco Morazán.

Una gran cantidad de personas cubrieron de rojo y blanco las calles del municipio al que tanto le entregó el alcalde Francisco Gaitán (de 61 años).

Desde las 4:30 pm del sábado pasado, el municipio de Cantarranas no deja de llorar por el desconsuelo de perder a su buen alcalde. Ayer, los pobladores se unieron para decir adiós al hombre que luchó por un municipio lleno de color, arte, educación y cultura.

Los buenos actos y la gestión de “Paquito” cosecharon frutos, no en vano las calles del pueblo que tanto amó se llenaron de manera multitudinaria del color del partido que representó por 16 años.

Puede leer: Matan a balazos a alcalde de Cantarranas, Francisco Gaitán

Luego de una vela en la casa de habitación del alcalde en el barrio El Centro, y que fuera insuficiente para recibir a todos sus dolientes, a eso de la 1:30 pm sus familiares levantaron el ataúd arropado por la bandera del Partido Liberal.

Al salir el féretro cargado por su familia, compañeros de trabajo y pobladores que tanto le admiraban, las lágrimas y el desconsolado llanto no cesaban en el indignado pueblo.

Un mariachi acompañaba el paso lento de los pobladores consternados, que todavía no creen que ese vil y condenable hecho haya sucedido en su tierra. Paquito se encontraba en una gira política cuando un hombre lo mató.

El edil de Cantarranas fue despedido por los pobladores, entre lágrimas y dolor.

La iglesia de Cantarranas estaba abarrotada, cientos de personas que querían despedirse de su alcalde se quedaron en el parque y en las calles aledañas.

De interés: ”Yo aquí solo ando haciendo el bien”, le dijo el alcalde a su asesino

“Nos encontramos tristes, queriendo creer que esto es un mal sueño que hemos tenido. Hemos perdido a un ser especial, que ha marcado la historia de este pueblo”, dijo el sacerdote Walmer Padilla durante la homilía.

El sacerdote se dirigió a Clarissa Gaitán, el Granito de Oro, como le llamaba su padre.

“Este es un acontecimiento duro, no sé cómo estoy dando esta homilía. Este es un dolor que nos embarga a todos, es un dolor difícil de comprender. A Paquito no le pueden matar su alma ni su legado, ese legado que vive en el corazón de tantos cantarraneños, de ese hombre fiel, amigo y servicial”, le manifestó el sacerdote, al tiempo que destacaba el sacrificio que realizó por su pueblo.

“Cantarranas sí vale la pena. Era la frase que nunca se cansaba de repetir Paquito, más no sabía que a él Cantarranas le iba a costar la vida, porque sacrificó muchas cosas”, recordó el religioso.

Sepelio de Francisco Gaitan alcalde de Cantarranas.

Un hasta pronto

Luego se dirigieron al camposanto, en donde otro nutrido grupo de personas esperaba por el jefe edilicio para darle su último adiós. Ahí no pudieron entrar todas las personas, ya que no cabía una más.

Relacionada: Detención judicial contra supuesto asesino de alcalde Gaitán

Entre la multitud se abrió un espacio para que los familiares y el ataúd de Paquito pudieran llegar hasta el mausoleo, donde se volvió a encontrar con su amada esposa Gloria Cárcamo.

“En su memoria seguiremos haciendo obras para mejorar Cantarranas y lo convertiremos en el mejor del mundo, como él así lo soñaba”.

Bajo esa promesa, Marco Guzmán, actual regidor de esa municipalidad y candidato a vicealcalde en la fórmula del extinto Francisco Gaitán, anunció que buscará sustituirlo.