Los Ángeles, California.

Luego de un noviazgo de aproximadamente tres años, Zach Braff y Florence Pugh terminaron su relación hace algunos meses.

La nominada al Óscar por “Mujercitas” confirmó la noticia durante una entrevista para la edición de septiembre de Harper’s Bazaar. “Simplemente sentimos que algo así (separarnos de forma discreta) nos beneficiaría, al no tener a millones de personas diciéndonos lo felices que son de que no estemos juntos. Así que así lo hicimos. De inmediato se me hace un nudo en la garganta cuando hablo del tema”, dijo la actriz a la revista.

También afirmó que se sintió incómoda con algunos de los comentarios que hubo en los medios sobre la diferencia de edad entre ella, de 26 años y Braff, de 47. “Siempre que siento que se ha cruzado esa línea en mi vida, ya sea con paparazzi que capturan momentos privados, o momentos que ni siquiera son reales, o con canales de chisme que animan a los miembros del público a compartir momentos privados de gente famosa caminando por la calle, creo que está muy mal. No creo que la gente, por el hecho de tener este trabajo, deba estar de acuerdo con que otros vean y escriban sobre todos los aspectos de sus vidas. No nos inscribimos a un reality show”, opinó Florence.

Debe saber.

La británica trabajó con Zach Braff en el cortometraje de 2019 “In the Time It Takes to Get There”, dirigido por él; y ambos volvieron a colaborar en el filme “A Good Person”, que se estrenará el próximo año. En esta película, ella comparte pantalla con actores como Morgan Freeman, Molly Shannon y Jackie Hoffman.

Florence Pugh también aparecerá próximamente en largometrajes como “Don’t Worry Darling”, de Olivia Wilde; “The Wonder”, de Sebastián Lelio; y “Oppenheimer”, de Christopher Nolan. Actualmente filma la segunda parte de “Duna”, en la que interpretará a la princesa Irulan Corrino.