Dos policías muertos y 45 contagiados por COVID-19 en Honduras

Jair Meza, vocero de la Secretaría de Seguridad, informó este martes que hay más de 50 agentes sospechosos de coronavirus.

El policía hondureño Heider Ramírez, sospechoso de coronavirus, se fue del Seguro Social sin que le dieran el alta médica. Foto AFP
El policía hondureño Heider Ramírez, sospechoso de coronavirus, se fue del Seguro Social sin que le dieran el alta médica. Foto AFP

Tegucigalpa, Honduras.

Dos policías murieron y 45 se contagiaron de COVID-19 en Honduras desde el inicio de las operaciones hasta el 25 de mayo, ya que han trabajado constantemente para hacer cumplir el toque de queda impuesto para contener la pandemia, informó este martes el comisionado Jair Meza.

Datos
Honduras registra una alta letalidad por la pandemia y las pruebas que realiza arrojan un alto número de contagiados, la mayoría en San Pedro Sula.
Honduras registra hasta el momento 4,189 casos y 182 muertos por coronavirus. En 596 pruebas practicadas el lunes, 239 resultaron positivas.

"Casos sospechosos hay más de 50, con COVID-19 ya confirmados son 45, dos muertos y cinco recuperados", detalló el oficial a la AFP.

"Gracias a Dios la mayoría están bien, son jóvenes, pero hay un número que pasa arriba de los 35 años que han presentado algún tipo de afecciones", dijo el funcionario al canal de televisión HCH.

Los policías y militares, junto con el personal médico, integran la primera línea de contención del nuevo coronavirus en Honduras. Los agentes de Seguridad son los encargadas de patrullar las calles para garantizar el cumplimiento del toque de queda ordenado desde mediados de marzo, cuando se registraron los primeros dos casos de COVID-19 en Honduras.

Sobre agente fugado este martes

Jair Meza informó que un policía sospechoso del virus se fugó este martes de un hospital del Seguro Social y que los asintomáticos están aislados en centros establecidos en diferentes zona del país, mientras los enfermos permanecen internados en centros asistenciales.

Tras el incidente suscitado, el agente se retiró de la clínica periférica del Seguro Social aduciendo que no se le estaba brindando atención adecuada por parte del personal médico, por lo que fue movilizado a una de las clínicas policiales habilitadas a nivel nacional.

policia 2.19(1024x768)
El policía Heider Ramírez está rodeado por la prensa después de abandonar el área de COVID-19 del Instituto Hondureño de Seguridad Social. Foto AFP

Según las máximas autoridades de la Policía, están en un proceso de investigación para saber cuáles fueron las acciones tomadas por parte del personal de este centro hospitalario y que generó la reacción del agente.

osabas(800x600)
Comisionado Luiz Isabas

"Estamos evaluando el caso, somos conscientes del temor que hay hacia cada uno de nuestros miembros al considerar que pueden contagiarles, ya que son expuestos por estar en la primera línea de combate ante este virus, por eso estos cuadros de pánico se están manifestando, pero hay que recordarle a la población que nuestros funcionarios realizan su labor con el debido respeto a las medidas de bioseguridad", manifestó el comisionado de Policía, Luiz Osavas.

Le puede interesar leer: Unah-vs habilitará laboratorio para aumentar procesamiento de pruebas PCR

El funcionario también aseveró que actualmente el agente está bajo observación en la clínica policial, a la espera de los resultados que serán los que determinen si hay o no contagio.

En el Seguro Social se le realizó una primer prueba rápida, misma que dio como resultado negativo ante el COVID-19, aun así el agente ya se encuentra en uno de los lugares establecidos a nivel nacional para la atención del personal de la institución en caso de sospecha o de ser positivos por el virus.

"Como Policía Nacional estamos dando todo el apoyo que requieren nuestros miembros al igual que sus familiares, y confiamos en Dios que cada uno saldrá bien librado de esta batalla", finalizó Osavas.

La Prensa