"¿Qué es la infidelidad? mitos y realidades"

"

La infidelidad se puede dar por múltiples factores internos y externos a la relación

"

"

La infidelidad implica falta de constancia o firmeza, bien sea en los afectos, las ideas, las obligaciones o los compromisos.

Los factores que más influyen para que una persona sea infiel son fantasías, insatisfacciones, un ambiente que promueva la infidelidad, las creencias o principios sociales, las “tentaciones” a las cuales pueden las personas llegar a enfrentarse (estímulos externos).

Según el psicólogo Mauricio Velásquez, la infidelidad se resume en dos puntos: el deseo de querer satisfacer una fantasía, que tiene que ver mucho el instinto, y el otro punto es la insatisfacción que se esté dando en la pareja, buscando esa satisfacción por fuera, es lo que conlleva a las personas a ser infieles.

Existen diferentes tipos de infidelidades:

La directa: Es la que la persona tiene toda la intención, motivación y conciencia de ser infiel.

La indirecta: La infidelidad surge a través de la convivencia con una persona, no hubo intención inicial para cometer la infidelidad.

La “online” o virtual: Es mantener una relación afectiva con alguna persona a través de una red social manteniendo comunicación constante, compartiendo fantasías o llegando en algún momento a tener “sexting”, conversaciones con contenido sexual.

La física: Es aquella que se conoce a una persona en un lugar y se llega a cometer la infidelidad por una atracción física, suele ser pasajera, mantienen una relación a escondidas y tras llegar a consumar el acto normalmente se acaba.

La afectiva: No necesariamente incluye relaciones íntimas, normalmente es escudarse o resguardarse afectivamente con esta persona.

La sexual: Es de carácter sexual, donde la persona busca a la otra solamente para el acto sexual, no busca apego emocional.

La obligada: Es aquella que se da en personas con baja autoestima, donde por alguna situación emocional (depresión) se involucran emocionalmente con otra persona y buscan las carencias de sus relaciones, son relaciones tóxicas.

Según Velásquez, una persona que haya sido víctima de una infidelidad debe “ser tratada con un terapeuta si esto implica un riesgo para su propia vida. Esto dependerá de muchos factores, entre ellos, la autoestima, y deberá seguir un proceso porque esta situación le puede provocar un estrés postraumático”.

Cualquier persona puede llegar a tener una conducta de infidelidad, esto dependerá siempre de los factores socioculturales y mitos de la infidelidades y de los propios valores que cada uno tenga.

Mitos

1. Solo el hombre puede ser infiel. Tanto el hombre como la mujer tienden a ser infieles. Ese es un mito que realmente no tiene ningún fundamento.

2. Las mujeres engañan por razones emocionales.Pero en la realidad sucede que las mujeres también lo tienden a hacer por deseos sexuales y que eso las conlleva a la infidelidad.

3. La monogamia es más fácil para las mujeres. El esfuerzo para mantener una relación debe ser un trabajo tanto del hombre como de la mujer. Esto dependerá de fortalecerse entre sí.






"