Asesórate con un dermatólogo para evitar lesiones.
Asesórate con un dermatólogo para evitar lesiones.

Aclara tus axilas y entrepierna

Existen cuatro tratamientos apropiados para eliminar las manchas oscuras de estas zonas

¿Prefieres usar camisas manga larga todo el tiempo para esconder tus axilas oscuras? ¿Te avergüenzas de la diferencia de tono en la piel de tu zona íntima? ¿No te pones traje de baño por temor a críticas? ¡Tranquila! Esta irregularidad es más común de lo que te imaginas.

La aparición de manchas oscuras en la piel generalmente es provocada por el exceso de melanina (pigmento que da color a la piel) en sus capas, proceso que se conoce como hiperpigmentación. La acumulación de melanina surge a raíz de la prolongada exposición al sol, cambios hormonales, uso incorrecto de algunos productos, el roce de la ropa, la foliculitis (vellos encarnados), entre otros.

“Esta situación es más frecuente en personas de tez oscura, ya que tienen mayor presencia de melanina”, explica Sonia Valle, especialista en dermatología.

Asimismo, Valle indica que la hiperpigmentación afecta tanto a hombres como a mujeres, pero por la vanidad y los estereotipos sociales las mujeres suelen acomplejarse más.

No obstante, poco se explica de la naturalidad de este proceso, y la ignorancia conduce a creer que está relacionado a incorrectos hábitos de higiene y se minimizan los factores mencionados anteriormente.

Por otro lado, el doctor Jorge Gonzales, también dermatólogo, manifiesta que esta condición no siempre puede prevenirse, aunque se pueden tomar algunas medidas, tales como usar ropa interior de algodón, pantalones no tan ajustados para que haya menos fricción con la piel, rasurarse con métodos distintos a la prestobarba y mantener la hidratación de la zona predispuesta.

En cambio, para quienes ya tienen la hiperpigmentación muy marcada existen tratamientos médicos que ayudan a reducirla, como por ejemplo:

Cremas aclaradoras: “Esta opción es muy buena, puesto que estos productos contienen principios activos que causan una despigmentación gradual en la piel”, expresa Gonzales.

El principal componente es la hidroquinona, ya que es la más potente para combatir la hiperpigmentación, sin embargo, esta sustancia no se debe usar sin autorización de un dermatólogo, ya que trae efectos adversos si no se aplica correctamente.

También están las cremas con ácido retinoico y otras con ácido azelaico. “La primera se deriva de la vitamina A, por lo tanto también actúa en pro de la suavidad de la piel y aporta colágeno. El segundo ayuda a controlar los niveles de melanina y así reduce el oscurecimiento de la piel, además, esta se recomienda bastante cuando existen problemas de acné.

Depilación láser: Su primera función es eliminar los vellos indeseados y corregir la foliculitis. Sin embargo, este procedimiento clínico también es de gran ayuda para la eliminación de manchas en las zonas apicadas, dejando una piel tersa y libre de impurezas.

Luz pulsada: “Este tratamiento también es una alternativa de depilación, pero contribuye a remover las manchas oscuras en la piel, especialmente las que son causadas por la exposición solar”, afirma Gonzales.

Desodorantes antitranspirantes: Tu dermatólogo debe recetarte uno cuya fórmula te ayude a unificar el tono de la piel de las axilas.

No es recomendable que compres cualquier desodorante comercial, mejor acude a un especialista.

Ahora que sabes qué hacer con las manchas ya no tienes excusa para no ponerte un traje de baño o un top de tirantes.

es-eliminarmanchas3-190321(800x600)
La hiperpigmentación en zonas como codos, rodillas, axilas y entrepiernas puede ser causada por factores genéticos.



Otras causas de la hiperpigmentación
Las manchas oscuras en diversas partes del cuerpo también podrían significar que tienes alguna enfermedad autoinmune o gastrointestinal, incluso pueden presentarse cuando hay alteraciones metabólicas y deficiencias de vitaminas. Además, a veces son el resultado secundario de algunos medicamentos.


Exfoliaciones
Los dermatólogos recomiendan que exfolies tu piel al menos una vez a la semana, pero debes tener cuidado si lo haces con remedios naturales, ya que podrían causarte irritación o alergia.

Las exfoliaciones ayudan a remover las células muertas y a quitar imperfecciones. Sin embargo, recuerda siempre consultar con un dermatólogo certificado antes de utilizar cualquier producto farmacéutico o remedios caseros.