Chapín seguirá preso por asesinato de tres hondureños en EEUU

Las víctimas son Rosibeth Flores y sus hijos Grecia Flores y Ever José Mejía Flores.

Víctimas. Rosibeth Flores y sus hijos Grecia Flores y Ever Mejía Flores. El acusado es Marvin Orellana.
Víctimas. Rosibeth Flores y sus hijos Grecia Flores y Ever Mejía Flores. El acusado es Marvin Orellana.

ESTADOS UNIDOS.

El guatemalteco Marvin Orellana Escobar, acusado de asesinar a una madre hondureña y sus dos hijos el mes pasado, volverá a corte el próximo 30 de agosto.

Orellana está acusado de tres cargos de asesinato en primer grado por las muertes de Rossibeth Flores Rodríguez (de 27 años) y sus hijos Grecia Daniela Flores (de 11) y Ever José Mejía Flores (de 5).

El hallazgo de los cuerpos de la familia ocurrió la noche del martes 16 de julio en la casa del guatemalteco, luego que la Policía recibió un reporte del 911.

El acusado le rentaba a la víctima una habitación de su casa en unos condominios en la 1003 Day St en el complejo Laurel Village, justo al norte de la carretera interestatal 235 y del Des Moines Area Community College.

La familia era de Copán Rossibteh Flores junto con sus dos hijos partió para Estados Unidos este 2 de febrero desde el municipio de El Paraíso, Copán, con el propósito de sacar a su familia adelante.

El sargento Paul Parizek, portavoz de la Policía de Des Moines, dijo a la prensa local que la esposa y los dos hijos de Marvin Orellana Escobar también vivían en el domicilio adonde ocurrieron los hechos, pero se encontraban fuera de casa.

El guatemalteco afirmó que mató a la hondureña y a dos hijos en defensa propia. La Policía dice que tiene un testigo que menciona que la afirmación de Orellana Escobar no es cierta, y que usó un alias cuando regresó a Estados Unidos después de ser deportado. Según USA Today, la Corte de Iowa tiene registro de algunas multas de tráfico del guatemalteco, quien apenas un día antes del presunto ataque acordó pagar ante el tribunal 1,400 dólares en multas y cargos relacionados con un incidente en el que fue citado en mayo pasado por no mantener el control y conducir sin licencia.

Marvin Orellana podría enfrentar acusaciones por ingresar sin documental país después de haber enfrentado un proceso de deportación en el cual se le prohibió la entrada a EUA.

Orellana se casó con una ciudadana norteamericana identificada como Mariah, con quien ha procreado dos hijos. Indicaron que desconocen si la esposa estaba en el momento del asesinato de Rossibeth Flores Rodríguez y sus dos hijos.

La Prensa