30/05/2024
10:52 AM

Melania Trump cree que el juicio a su marido es “una vergüenza” para su campaña, según NYT

  • 16 abril 2024 /

La exprimera dama se ha mantenido alejada de la campaña de Trump.

Nueva York, Estados Unidos.

La esposa de Donald Trump, Melania Trump, cree como su marido que el juicio que él afronta estos días en Nueva York puede representar “una vergüenza” para su campaña electoral, según personas de su entorno que este martes cita el diario The New York Times (NYT).

Melania, habitualmente muy discreta, ha compartido con su círculo cercano su preocupación por un juicio que considera injusto y que, como él, cree que es un caso de interferencia electoral porque se produce cuando solo quedan unos meses para los comicios y su marido parte como favorito.

Pero además, y según el rotativo, Melania teme que el juicio reabra ciertas heridas en el matrimonio ya que sacará a la luz la relación extramarital que Donald Trump tuvo con la actriz de cine para adultos Stormy Daniels -que él niega- en 2006, solo un año después de haberse casado con Melania y cuando ella estaba embarazada de Barron.

Al parecer, cuando aquella relación indebida salió a la luz en 2018 -al conocerse que Trump había pagado a Daniels por su silencio-, Melania dejó la Casa Blanca y se marchó furiosa a su mansión en Florida, y tardó un tiempo en perdonarlo.

Melania evitó aparecer ayer junto a su esposo, en una de las citas más importantes para él en los últimos años; en privado, según su entorno, ha dicho en varias ocasiones que lo que sucedió con Stormy Daniels era “su problema” (de Trump), no el de ella.

Trump, en la corte de Nueva York para la selección del jurado que sellará su suerte

Hasta ahora, Melania también ha evitado mostrarse junto a Donald en actos de campaña, y en su última aparición pública juntos en Florida, al ser preguntada por si pensaba implicarse más en actos electorales en los meses venideros, respondió de forma críptica: “manténganse atentos”.

The New York Times asegura que, según el entorno del matrimonio, Melania es una de las pocas personas a las que Trump escucha y, definitivamente, la única a la que teme. EFE