Maduro se niega a abrir frontera por 'amenaza de paramilitares'

El mandatario informó que no abrirá las fronteras pese a acuerdo alcanzado con Santos.

Caracas, Venezuela.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, aseguró hoy que mantendrá cerrada la frontera con Colombia, que clausuró parcialmente el 19 de agosto y se generó una fuerte crisis diplomática con el país vecino, hasta que esa zona quede liberada de contrabandistas y paramilitares.

Maduro, que achaca la presencia de esos criminales a Colombia, explicó que la "normalización progresiva" de la frontera acordada el lunes en Quito con el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, parte para Venezuela "del hecho de refundar la frontera".

Para el Gobierno venezolano, la reapertura de los pasos fronterizos dependerá de los resultados positivos que arrojen las medidas implementadas por los grupos de trabajo ministeriales de ambos países, que se reúnen este jueves en Caracas.

El mandatario también anunció que activará el estado de excepción en el Amazonas, el único estado fronterizo con Colombia que quedaba aún libre de esta medida restrictiva de derechos y libertades.

"Está la octava zona del Amazonas que vamos a activar también los planes en su momento y, ahora, bien coordinaditos binacionalmente", dijo en alusión a una supuesta coordinación con Colombia a la hora de combatir la delincuencia organizada en la frontera común.

No obstante, el presidente dejó claro que el encuentro con Santos en Quito fue "intenso, tenso y fructífero".

Lea más: Maduro plantea "acuerdo de paz" en tensa reunión con Santos

Además: Venezuela deporta masivamente a colombianos

Mientras tanto se prepara la reunión ministerial que acogerá este jueves Caracas y en la que se abordarán temas muy sensibles, derivados del narcotráfico y la presencia de bandas criminales en la convulsa frontera colombo-venezolana.









La Prensa