Las nuevas confesiones de 'Popeye', el sicario de Pablo Escobar

Popeye vive en la clandestinidad. Desde ahí confesará la participación de exaltos cargos del gobierno en el narcotráfico.

El hombre fuerte de Escobar se manifiesta arrepentido por sus crimenes. /

Bogotá, Colombia.

Jhon Jairo Velásquez Vásquez, alias "Popeye", es el exjefe de sicarios del Cartel de Medellín, que bañó de sangre a Colombia hace más dos décadas,y que tras purgar una condena de 22 años en prisión recuperó su libertad hace un año. El 'bandido' tiene muchos secretos que decidió no llevarse a la tumba.

'Popeye' anunció en una entrevista a la cadena Caracol, que publicará un libro donde nombrará a las personas que, supuestamente y estando en la legalidad, les ayudaron a cometer sus crímenes. Y ya dio un adelanto. A Jhon Jairo se le acusó de haber asesinado a 300 personas pero participó en "unas 3.000 muertes", por orden del narcotraficante que ha marcado la historia de Colombia: Pablo Escobar.

"Estoy cumpliendo con lo que dicta la sociedad. La libertad no es fácil. En la vida hay una época para matar, arrepentirse, y pagar la condena. Esta es la época de cambiar y resarcirme con la sociedad", señaló "Popeye" quien en estos momentos colabora con la Justicia de Colombia.

Popeye 2(800x600)
En 2005 escribió el libro “El verdadero Pablo. Sangre, traición y muerte” .

El que fuera la mano derecha de Escobar asegura que necesita que quienes fueron víctimas directa o indirectamente de la violencia en Colombia, puedan cerrar algún círculo que quizás aún permanezca abierto. Por ello confesó la participación del Departamento Administrativo de Seguridad (DAS) ahora disuelto, en el narcoterrorismo en Colombia. "Sin el DAS, el doctor (Luis Carlos) Galán no hubiera muerto, y tampoco los pasajeros del avión de Avianca", denunció.

El ataque terrorista contra el vuelo 203 de Avianca, el 27 de noviembre de 1989, causó la muerte de 110 personas, luego de que la nave explotara en el aire. "No participé, pero Pablo Escobar lo organizó. Yo entregué la plata para la bomba, pero yo ya pagué por eso", recordó.

Popeye.5(800x600)
Popeye brindó una de sus primeras entrevistas televisivas, desde que salió libre, a la cadena colombiana Caracol.

Según explicó el ex lugarteniente de Escobar Gaviria, el DAS y todos sus recursos monetarios y de inteligencia eran utilizados por el Cartel de Medellín y por la ultraderecha, al mismo tiempo, lo que desató una guerra contradictoria e interminable dentro del país y que todavía no fue lo suficientemente investigada.

"Popeye" sabe que su vida corre peligro. No puede andar por las calles de Medellín. El daño que provocó fue demasiado y cualquiera podría querer saldar viejas deudas de sangre. Ahora vive en la clandestinidad, se moviliza en carros blindados, no prueba comida de extraños y tiene conductas paranoicas. Sabe que podrían asesinarlo de un momento a otro.

Lea más: “Popeye”, el perro fiel de Pablo Escobar

Además: Popeye, exsicario de Pablo Escobar, se arrepiente de más de 300 asesinatos

También extraña a su antiguo jefe, aunque no lo diga. La nostalgia se le nota al recordar el primer día en libertad. "Pasé por la Hacienda Nápoles y me impactó muchísimo. Todavía el aire caliente de la Hacienda Nápoles huele a aventura. Y todavía se sentía la presencia de Pablo Emilio Escobar Gaviria ahí".




La Prensa