17/04/2024
01:05 AM

Acuífero de Sunseri a merced de invasores

El desinterés por proteger el acuífero de Sunseri es evidente al extremo que un grupo numeroso de personas que viven en los bordos de San Pedro Sula han invadido parte de la zona.

    El desinterés por proteger el acuífero de Sunseri es evidente al extremo que un grupo numeroso de personas que viven en los bordos de la ciudad han invadido una parte de la zona.

    Hace cuatro días un grupo de pobladores de los bordos liderados por José Antonio Ramírez, quien se ampara en un carné de la Asociación Nacional de Campesinos de Honduras, Anach, usurparon un predio situado al noroeste del río Bermejo, en el segundo anillo de circunvalación.

    Las personas que ocupan el terreno no precisaron si es privado o municipal.

    De acuerdo a los planos catastrales, es un terreno privado donde antes se han tratado de hacer construcciones, pero por considerarse una zona vulnerable no se ha permitido. Los invasores manifiestan que se vieron obligados a irse al terreno ante la negativa de las autoridades de reubicarlos en un lugar decente. Ramírez se limita a decir 'que si no se roba la vaca el dueño no aparece', cuando se le pregunta de quién es el predio. Ellos desconocen también que están sobre una zona de reserva y algunos denunciaron que se les cobra 500 lempiras por permitirles que se instalen en el predio.

    Descuido

    Pese a existir estudios sobre la zona realizados en administraciones municipales anteriores, las autoridades correspondientes hasta la fecha no han dado ningún tipo de protección, lo que puede afectar la receptividad del agua. El ex vicealcalde Osmín Bautista dijo que si no se hace nada todas las personas que viven en la ciudad pagarán las consecuencias porque los registros son claros, el 70 por ciento del agua que reciben los sampedranos proviene del acuífero de Sunseri.

    El acuífero constituye una importante fuente de agua subterránea de muy buena calidad y se extiende desde El Merendón hasta el campo de pozos de Sunseri localizado a cinco kilómetros en el sureste de la ciudad. De allí se abastecen 32 colonias de los sectores noreste y sureste que tienen una población de 350 mil personas. De acuerdo a las especificaciones de varios estudios la explotación de un acuífero tiene efectos múltiples y es obligación de Dima evaluar y monitorear periódicamente, pero no se hace. Bautista dijo que cada día se hacen construcciones y se dan invasiones en la zona sin ningún control. 'Hay un estudio donde se deja claro que bajo una reglamentación bien estricta se puede promover un desarrollo compatible con el medio ambiente y la sostenibilidad de la protección del manto acuífero', indicó

    A criterio del ex funcionario si se declara zona protegida el lugar y sin ningún desarrollo se convertiría en un atractivo para los invasores de oficio y es lo que está ocurriendo. Las autoridades municipales hasta la fecha no han realizado ninguna acción en el acuífero de Sunseri.

    • La ciudad tiene dos sistemas de aguas subterráneas: el acuífero de Sunseri ubicado al norte y el de Chamelecón en el sector sur.
    • El regidor Roque Pascua aconseja velar por la protección del acuífero de Sunseri. A su criterio el paso del Canal Seco provocará daños.
    • Es un depósito subterráneo de agua, pero no es como un cráter vacío, como las reservas en la superficie pueden ser.
    • El agua de lluvia es absorbida por el suelo y llena los espacios entre piedras, la arena, y la grava.

    'Ya se tiene un censo de las personas de los bordos para reubicarlas'.

    José Antonio Rivera
    Superintendente municipal

    'Haremos una inspección, si es área protegida no pueden invadirla'.

    Luis Miguel Lara
    Fiscal del Ambiente