Usted no debe caer en pánico, pero sí es necesario que tome las medidas de prevención para evitar un contagio.
Usted no debe caer en pánico, pero sí es necesario que tome las medidas de prevención para evitar un contagio.

Cómo seguir con su vida en la era del coronavirus

Es importante no caer en pánico y pensar claramente en lo que necesita tener a mano en caso de presentarse una emergencia.

The New York Times.

El coronavirus continúa propagándose por EE. UU., y las personas en algunas áreas están en cuarentena. Se están cancelando conferencias, eventos deportivos y planes de viaje, y los desinfectantes de manos y el papel sanitario desaparecen de las tiendas.

¿Cómo puede usted aprender a vivir con el nuevo estado de normalidad sin encerrarse en un búnker bien abastecido?

LEA: Use el sentido común para protegerse del coronavirus y no caiga en pánico

Una clave importante para vivir con la amenaza en ciernes del virus es la flexibilidad, señalan los expertos.

"Hay que estar dispuestos a cambiar a medida que la situación cambia, y es probable que siga cambiando durante un tiempo. Este es un buen momento para pensar en qué haría si la escuela de su hijo cierra. Si tiene que seguir trabajando, ¿con quién contaría?", planteó Robin Gurwitch, psicóloga del Centro Médico de la Universidad de Duke en Durham, Carolina del Norte.

Vivir con la incertidumbre

Gurwitch dijo que la incertidumbre conduce a unos niveles altos de ansiedad y pánico Comentó que es probable que sea uno de los motivos de que las personas acumulen cosas como los desinfectantes de manos y el papel sanitario.

Durante cualquier brote viral, "una de las cosas que ayuda a reducir la ansiedad y la preocupación es cuando las autoridades respetadas ofrecen un mensaje muy claro y unificado. Los virus no son algo político, son un problema de salud pública", explicó Gurwitch.

"Lo que está creando más sufrimiento psicológico ahora es que hay mensajes de verdad diferentes en el aire. Cuando eso sucede, las personas comienzan a rellenar las lagunas entre los mensajes y a pensar que no les han contado todo. Entonces comienzan las compras por pánico", apuntó.

"El coronavirus se ha llevado parte de nuestra sensación de control. Pero comprar suministros es algo que puedo controlar. Puedo saber que tengo suficientes suministros. Y eso me hace sentir que estoy en control", comentó Gurwitch.

A continuación, algunos pasos adicionales que puede tomar para devolver un poco de normalidad a su vida.

je-corona2-120320(800x600)
Muchos países han cancelado clases, en casa usted puede enseñarle a sus hijos cómo protegerse del virus.


En casa


Muchas personas no están preparadas y no tienen suministros de desinfectantes de mano, pero el agua y el jabón son adecuados. "En casa, no necesita un desinfectante con alcohol. El jabón y el agua también son muy efectivos", aseguró Chunhuei Chi, director del Centro de Salud Global de la Universidad Estatal de Oregón.

Chi aconsejó lavarse bien las manos al llegar a casa, y limpiar el teléfono celular con alcohol, o poner jabón y un poco de agua en una toalla de papel, limpiar el teléfono y secarlo de inmediato.

No olvide limpiar las superficies que todos tocan con frecuencia, como los pomos de las puertas, las manijas del sanitario, los grifos y los controles remotos.


Al salir


La vida sigue, y tendrá que ir al trabajo, a la escuela y de compras. Cuando salga de casa, Chi sugirió llevar pañuelos de papel desechables.

Siempre que deba abrir una puerta, agarrar un carrito de la compra o incluso presionar el botón del elevador, use un pañuelo desechable para crear una barrera entre usted y el objeto. Si tiene desinfectante de manos, que contenga al menos un 60 por ciento de alcohol, dijo que puede usarlo para desinfectar sus manos.

"El virus es muy sensible al alcohol", aseguró Chi. Muchas tiendas también tienen toallitas desinfectantes cerca de los carritos, que puede usar para limpiar el asa antes de comprar.

La doctora Debra Spicehandler, cojefa de enfermedades infecciosas del Hospital de Northern Westchester en Mount Kisco, Nueva York, dijo que es importante prestar atención a las fuentes de infección potencialmente comunes.

"Tras tocar bolígrafos, dinero, tarjetas de crédito e incluso saleros y pimenteros, intente usar desinfectante de manos de inmediato. Si no puede, no toque sus manos ni su cara", comentó.
Y Spicehandler aconsejó dejar de darse las manos.


En los viajes


Los viajes se están dificultando más. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. aconsejan que, por ahora, las personas retrasen los cruceros. Esto es particularmente importante para cualquiera que tenga una enfermedad crónica subyacente que pudiera ponerlo en riesgo del coronavirus, como enfermedad cardiaca o pulmonar, o diabetes. Aunque quizá no le devuelvan el dinero, la línea de cruceros quizá le dé crédito para un crucero futuro.

Los CDC aconsejan a las personas que no viajen a países donde el coronavirus se ha propagado mucho, como China, Irán, Italia y Corea del Sur. Antes de hacer un viaje internacional, revise el sitio web de los CDC. Según los CDC, es probable que el viaje aéreo en sí no sea un problema.

La Dra. Krystina Woods, directora de prevención de las infecciones de Mount Sinai West en la ciudad de Nueva York, explicó que "los aviones tienen aire filtrado. La proximidad [a un enfermo] es lo que podría ser preocupante, y uno no tiene mucho control sobre quién se le sienta al lado en un avión. Pero sí tiene control sobre si lavarse las manos o tocarse la cara".

Si decide cancelar un vuelo, las políticas sobre si puede o no obtener un crédito o una devolución varían, así que consulte a su línea aérea.


Los grandes eventos


Al menos en el futuro previsible, será importante consultar si un evento va a realizarse o no. Varias grandes conferencias y eventos se han retrasado o cancelado por una abundancia de precaución. Coachella, el gran festival de música de California, se reprogramó para otoño. Nueva York retrasó su gran feria del automóvil hasta agosto, y el festival South by Southwest de Austin, Texas, se canceló.

"Se deben evitar las reuniones bajo techo, sobre todo de más de 1,000 personas", apuntó Chi.


Aprender a vivir con el riesgo


"Ha habido mucha preocupación, que recientemente se acerca al pánico. Pero la mayoría de las personas que contraen el virus sufren una enfermedad relativamente menor, y la mayoría mejoran", observó Woods.

Gurwitch aconsejó permanecer al día con la situación al revisar fuentes fiables de información, como los CDC. Y tome las medidas que pueda para controlar su situación personal y familiar.

Si presenta síntomas (fiebre, tos, dificultad para respirar) llame al médico o a la sala de emergencias local para averiguar qué hacer, aconsejó Spicehandler. Los CDC también recomiendan llamar al médico si averigua que se ha expuesto a alguien que desarrolló el COVID-19, la enfermedad provocada por el coronavirus.

comentarios