Más noticias

Un revólver hallaron en carro de chef muerto en Tegucigalpa

El joven de 24 años llevaba cuatro días desaparecido, salió de la casa de su abuela.

Escena. El levantamiento del cuerpo del joven en un sector de Loarque.
Escena. El levantamiento del cuerpo del joven en un sector de Loarque.

TEGUCIGALPA.

Un joven con muchos sueños por conquistar fue encontrado ayer muerto en su carro. Él llevaba cuatro días desaparecido, su familia lo buscaba desesperadamente a través de redes sociales y medios de comunicación.

La búsqueda se había extendido en hospitales, colonias y la morgue judicial, pero no lo encontraron.

Fue hasta ayer al mediodía que en una calle sin salida de la colonia Loarque, en el sur de la capital, los vecinos dieron parte a las autoridades que hace tres días estaba un carro estacionado y de allí salía un fuerte hedor. Inmediatamente se trasladaron al lugar unidades de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI) y personal de Medicina Forense.

LEA: Hallan muerto a joven dentro de un vehículo en Tegucigalpa

La descripción del vehículo era la misma de los avisos de búsqueda: un turismo gris con placas PBN 7229, todo indicaba que era él. Llevaba tres días de haber muerto en el interior del carro y su cuerpo estaba putrefacto.

tc sucesos 0510119 (3)(800x600)
Dolor. Los familiares rompieron en llanto.

Al lugar de los hechos llegaron varios familiares, al verlo y corroborar que sí era él perdieron toda esperanza de encontrarlo con vida y rompieron en llanto.

Se trata de Luis Gerardo Urbina Zambrano (de 24 años).

El joven estuvo laborando bastante tiempo como chef en un restaurante de comidas rápidas, pero se había retirado para estudiar una carrera en la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (Unah).

Los familiares, muy consternados, aseguraron que no entienden el motivo por el cual le quitaron la vida porque no tenía enemistades y era muy tranquilo. Su sonrisa, su carisma, su espíritu positivo y emprendedor caracterizaban al joven. Le apasionaban los carros modificados y la cocina, según los familiares.

Desaparición

El recién pasado martes, Luis Urbina estaba en la casa de su abuela en la colonia Torocagua, de Comayagüela, y a eso de las 3:30 pm salió hacia Roble Oeste, adonde reside su mamá.

Los familiares contaron que Luis les dijo que iba a pasar por un supermercado comprando comida, pero no llegó.

Ellos exigen que se haga justicia y que el crimen no quede en la impunidad.

Elementos de la DPI y de Medicina Forense hicieron el peritaje de la escena del crimen.

Un misterio envuelve este caso, pues se conoció que el joven murió de un balazo en la cabeza hace tres días. La perforación estaba de adentro hacia afuera del carro, por lo que la persona que le disparó tuvo que haber estado dentro del vehículo. El cuerpo estaba en el asiento delantero del pasajero y la ventana del carro tenía un balazo. Se conoció que en el carro había un revólver calibre 38, por lo que las autoridades no descartan que haya sido él mismo quien se quitó la vida.

Las puertas del carro estaban cerradas con llave y para levantar el cuerpo tuvieron que romper el vidrio de la ventana.