17/05/2024
07:04 AM

Dictan sobreseimiento definitivo a expresidente Porfirio Lobo Sosa

Los cargos contra el expresidente hondureño por el caso de corrupción Pandora II no procederán tras la resolución en tribunales de Tegucigalpa

San Pedro Sula, Honduras.

El expresidente de Honduras Porfirio Lobo Sosa (2010-2014) recibió sobreseimiento definitivo este jueves (1 de febrero de 2023) en un tribunal capitalino por las acusaciones que la Fiscalía presentó en su contra por la presunta implicación en el resonado caso de corrupción Pandora II.

El expresidente Lobo era acusado por fraude en un caso que involucra también a cinco altos exfuncionarios de la Secretaría de Finanzas y el Banco Nacional de Desarrollo Agrícola (Banadesa).

De acuerdo al fallo judicial, la Unidad Fiscal Especializada contra Redes de Corrupción (Uferco) no logró acreditar “el mínimo de indicio racional de la prueba la participación de Porfirio Lobo, en los hechos indicados en el requerimiento, se dicta sobreseimiento definitivo por fraude y violación de los deberes de los funcionarios”.

En el caso, conocido como “Pandora”, están acusados el exministro de Finanzas Wilfredo Cerrato, por fraude; los exgerentes de esta secretaría Lilian María Bográn y James Aldana Medina , y su director de presupuestos, Roberto Alonso Zúñiga , así como el exgerente de Banadesa Jorge Johny Handal , por violación de los deberes de los funcionarios y fraude.

El sobreseimiento definitivo alcanza a Johny Handal y Roberto Zúñiga. No obstante, el juez asignado al caso dictó un auto de formal procesamiento conta Wilfredo Cerrato y la señora Lilia Bográn, por el delito de violación de los deberes de los funcionarios y un sobreseimiento provisional por el delito de fraude.

También se dictó un auto de formal procesamiento para James Aldana por la supuesta comisión de los delitos de fraude y violación de los deberes de los funcionarios en perjuicio de la administración pública.

El expresidente se mostró satisfecho tras recibir sobreseimiento definitivo.

Según las investigaciones de la Unidad Fiscal Especializada Contra Redes de Corrupción (Uferco), los acusados conformaron entre 2010 y 2013 “una red de corrupción” que participó en la ampliación y aprobación de desembolsos públicos por más de 288 millones de lempiras (cerca de 11,7 millones de dólares) autorizados a las fundaciones Todos Somos Honduras y Dibattista.

Tras conocer una resolución que no le permitía salir del país, Lobo indicó a periodistas que él no ha cometido “ningún delito” y aseguró que el jefe de la Uferco, Luis Javier Santos, quiere callarlo.

Santos “quiere callarme a mí, no hay ningún delito, no hay dinero de por medio, nadie de los que estamos ahí (acusados) ha recibido dinero, no hay ningún beneficio”, subrayó.