El acusado de haber atropellado al padre de Nicki Minaj se entrega a la policía

El padre de la cantante falleció el pasado domingo

Nicki Minaj no ha hecho declaraciones al respecto.
Nicki Minaj no ha hecho declaraciones al respecto.

Nueva York, Estados Unidos.

El hombre que presuntamente habría provocado la muerte del padre de la cantante Nicki Minaj el pasado fin de semana, todo ello en el marco de un trágico atropello en un cruce de la vía pública de Long Island (Nueva York), se entregó a la policía ayer miércoles para rendir cuentas por sus actos y después de que se informara que, en un primer momento, el acusado había abandonado rápidamente la escena del suceso pese a su obligación de prestar auxilio.

Según el portal de noticias TMZ, el mencionado conductor, un varón de 70 años llamado Charles Polevich, ha sido en consecuencia detenido por las autoridades y, en base a sendos cargos ligados a la omisión de socorro en un accidente mortal y a la manipulación de pruebas derivada de su desaparición, será puesto muy pronto a disposición judicial.

El informe policial que ya se ha redactado para poder interponer la denuncia, después de que el acusado prestara testimonio en comisaría, indica que Polevich golpeó a Robert Maraj, padre de la artista, con su Volvo del año 1992, para posteriormente bajarse del vehículo, acercarse al "sujeto herido", preguntarle simplemente que si "se encontraba bien" y abandonar la escena a continuación.

Según las autoridades, en las horas siguientes Polevich se aseguró de regresar a casa "evitando todas las intersecciones posibles" y de guardar debidamente su automóvil en el garaje para que no levantar sospechas.


"Salió de su carro, miró hacia donde se encontraba el herido y volvió a su auto. Tomó conscientemente la decisión de abandonar la zona, en lugar de llamar al número de emergencia 911 o a una ambulancia. Se fue a su casa y escondió su vehículo", aseguró en rueda de prensa el oficial Stephen Fitzpatrick, responsable de la investigación iniciada por su departamento, añadiendo a continuación que al acusado se le ha retirado el pasaporte y que, para poder salir de prisión preventiva, deberá abonar una fianza de 250.000 dólares.

La Prensa